Las mejores escapadas invernales junto al mar

Nerja. /
Nerja.

Cada vez son más los turistas que buscan sol, playa y la tranquilidad del mar en lugares donde el invierno no es tan duro

ÁLVARO ROMERO

La geografía española está repleta de maravillosos rincones junto al mar, pueblecitos y ciudades que viven inviernos suaves y que, en ocasiones, ofrecen incluso la posibilidad de darse un chapuzón mientras en otras regiones el mercurio no supera los cero grados centígrados. La variación climática y la incontable variedad de planes son dos de los puntos fuertes del sector turístico del país.

Cada vez son más los turísticos que ante la llegada del frío buscan destinos de sol y playa, donde el clima acompaña. En general todos estos enclaves cumplen los mismos cánones, y en temporada baja aportan tranquilidad y desconexión. Destinos perfectos para viajar en pareja o en familia, incluso con niños y mascotas. Estos son solo algunos de los mejores:

Santa Cruz de Tenerife, Tenerife

Las Islas Canarias son sinónimo de buen tiempo, la posición estratégica que ocupa el archipiélago frente a la costa africana hace que su clima se suavice manteniendo el termómetro en torno a los 20 grados centígrados casi todo el invierno. La sensación térmica sube aún más cuando el sol asoma, calentando la arena del litoral y permitiendo, incluso, días de playa. Santa Cruz de Tenerife cuenta con un puerto importante y un bonito casco histórico donde merece la pena destacar la iglesia de la Inmaculada Concepción, el Palacio de Carta, el antiguo Hospital Civil y la plaza de España, centro neurálgico de la localidad.

Nerja, Málaga

En el extremo oriental de la Costa del Sol, en la provincia de Málaga, se levanta uno de sus pueblecitos más famosos de la región. Su clima subtropical y sus 320 días de sol al año, hacen que Nerja sea el lugar idóneo para un turismo de relajación y de disfrute, con una amplia oferta de actividades acuáticas. Su tradición marinera y sus casitas blancas, encaladas, contribuyen a generar una atmósfera idílica. Sus famosas cuevas, la magnífica gastronomía de la comarca y las impresionantes playas son varias de las escusas más importantes para visitar Nerja.

Altea, Alicante

Considerada como una de las localidades más bonitas del litoral valenciano, se ubica en la provincia de Alicante, entre los turísticos municipios de Calpe y Benidorm. Altea se caracteriza por su tranquilidad, sus casitas blancas y las coloridas cúpulas de la Iglesia de Nuestra Señora. Mantiene el atractivo de pueblo mediterráneo de pescadores, con callejuelas anárquicas y rincones únicos. El buen tiempo suele ser tónica habitual en el litoral castellonense que incluso en pleno invierno regala días de manga corta.

Puerto del Rosario, Fuerteventura

Este paraíso en forma de isla es uno de los grandes desconocidos del archipiélago canario. Guarda toda la esencia de la región y ofrece multitud de actividades, entre las que destacan los deportes de aventura y los acuáticos. Al igual que en Tenerife, sus temperaturas se instalan en torno a los 20 grados, siendo un destino perfecto para hacer una escapada en cualquier estación. Puerto del Rosario se asienta como la capital de Fuerteventura, allí destacan sus casas encaladas, su precioso paseo marítimo y las excelentes playas de arena blanca, bañadas por aguas cristalinas.

 

Fotos