Torra llama a defender la república en la calle, en un mes clave para el soberanismo

Torra contempla una obra de la exposición '55 ballot boxes for liberty'. /AFP
Torra contempla una obra de la exposición '55 ballot boxes for liberty'. / AFP

Puigdemont descarta optar a la presidencia si se concreta en este mandato la independencia

CRISTIAN REINOBarcelona

El presidente de la Generalitat, Quim Torra, se adelantó este domingo al arranque del curso político, anunciando un «otoño complicado» y pidiendo al secesionismo que «vuelva a la calle para dar fuerza a la república catalana». Torra exige sacrificios a los independentistas para salir a la calle de manera masiva, primero en la manifestación de la Diada del 11-S, como también tras la sentencia del juicio contra los líderes del proceso, prevista para el invierno o en las conmemoraciones del 1-O y del 27-O, que tomarán el pulso al grado de movilización de los secesionistas, tras un año en que se les prometió alcanzar la cima y no acaban de apreciar los avances en el camino hacia la independencia. Ante las «durísimas» penas que podrían dictarse en el juicio, según vaticinó, «la reacción que ha tenido el pueblo hasta el momento es evidente que en los próximos meses hace falta que se acentúe», afirmó en una entrevista en el Punt-Avui, concedida junto a Carles Puigdemont, al que sigue otorgando un papel central en el liderazgo del proceso. Puigdemont dirigirá el Consejo de la República desde Waterloo, un órgano que aún no está del todo definido. El expresidente, en cualquier caso, aprovechó la entrevista para asegurar que quién manda es Torra y que si esta legislatura se materializa la república, no se volverá a presentar.

Torra ofrecerá este lunes una conferencia en Barcelona, donde se espera que detalle cuáles son sus planes para hacer efectiva la república, el objetivo que ha fijado desde que asumió el cargo en mayo. «El proyecto va de la restitución a la Constitución catalana, y pensamos que ya ha llegado el momento de pasar a la segunda fase, la de recuperar la iniciativa», avisó. Y advirtió a Pedro Sánchez de que el independentismo no renunciará a continuar con el proceso. «Si alguien pretende que en estos ámbitos de negociación los catalanes no planteemos una y otra vez el derecho de autodeterminación, la libertad de los presos políticos y el retorno de los exiliados es que no entiende el punto en el que está Cataluña», sentenció.

Hoja de ruta

A la espera de que pueda concretar su hoja de ruta, que podría pasar por un nuevo ultimátum a Madrid para que negocie un referéndum, bajo la amenaza de rescatar la vía unilateral, Torra insistió en cargar contra España y presentarla como un Estado autoritario, en el que Cataluña está en «peligro».

En esta línea, el presidente aprovechó la 'operación Valle de los Caídos' para insistir en hacer una retrato franquista de la realidad española. «Nosotros querríamos que se quite a Franco de las instituciones españolas, esa es la auténtica exhumación que exigimos. No basta con sacar a Franco de la tumba, sino de todas las estructuras del Estado», remató.

 

Fotos