Análisis

El Real Madrid se afina en torno a su bardo

Benzema celebra uno de sus tantos ante el Espanyol. /Josep Lago (Afp)
Benzema celebra uno de sus tantos ante el Espanyol. / Josep Lago (Afp)

Benzema impulsa con su versión más sublime y efectiva a un equipo que recupera la sonrisa y la pegada con la Champions en el horizonte

Óscar Bellot
ÓSCAR BELLOTMadrid

Karim Benzema es el hombre del momento en el Real Madrid. Su actuación ante el Espanyol fue una oda a la belleza del fútbol, pura poesía destilada por un bardo tantas veces incomprendido pero que escribe con trazos sublimes la versión más lírica de un equipo que parece haber renacido justo cuando por el horizonte asoma el reencuentro con la Liga de Campeones. Un torneo que vuelve a servir como asidero en una temporada que discurría torcida hasta que el impulso tomado a partir de la victoria frente al Sevilla ha vuelto a hacer soñar al madridismo con una nueva epopeya en Europa.

Encadenó el Real Madrid en Cornellà-El Prat su tercer triunfo consecutivo en Liga, el segundo a domicilio tras la victoria que cosechó dos semanas atrás en el Benito Villamarín. El primer doblete de victorias fuera de casa del cuadro de Chamartín en lo que va de curso ha elevado el ánimo del campeón de Europa, que en el interregno superó también con holgura al Sevilla en Liga y al Girona en Copa del Rey al amparo del Santiago Bernabéu. Duelos que reconectaron a la hinchada con su equipo, cuya resurrección futbolística corre pareja a una rehabilitación en el apartado físico palpable en jugadores que habían lucido un tono decaído en los primeros meses de competición pero que se aproximan ya a su estado ideal.

Una mejoría de la que no ha necesitado ser partícipe Benzema, que anda como un tiro desde el principio. Vetada su presencia en el Mundial de Rusia por el seleccionador francés, Didier Deschamps, se quedó sin añadir a su lustroso palmarés la Copa del Mundo pero regresó descansado y determinado a convertirse en uno de los puntales del Madrid post-Cristiano. Más fino que nunca, sin la necesidad de trabajar al servicio del luso pero obligado a elevar su aportación goleadora sin el inagotable caudal del crack de Madeira, el lionés está respondiendo con creces a la responsabilidad de llenar el vacío que se abrió con la marcha del quíntuple ganador del Balón de Oro a la Juventus.

Más información

Suma ya Benzema 15 dianas esta campaña, sólo dos menos de las que contabiliza como 'bianconero' quien fuese su mejor socio durante nueve temporadas. Con la diferencia de que el portugués ha marcado cinco de esos tantos desde el punto de penalti, una suerte que sólo probó el galo cuando convirtió la pena máxima que le cedió Sergio Ramos ante el Girona en la tercera jornada de Liga. Lleva tres goles más que en todo el curso anterior el '9' del Real Madrid, que nunca a estas alturas había sido tan eficaz de cara a puerta.

Aportación mayúscula

A base de goles está dinamitando Benzema el reproche que tradicionalmente se ha hecho a un delantero que por calidad y visión de juego no tiene apenas parangón entre los de su especie. Con el doblete ante el Espanyol, el cuarto del francés esta temporada, alcanzó a Hugo Sánchez como el sexto máximo artillero histórico del Real Madrid (207 tantos), aunque ha necesitado 163 partidos más que el mexicano para colarse en una lista de honor que sigue encabezando Cristiano Ronaldo con 451. Supera la efectividad de Raúl, Butragueño y Santillana, aunque se mantiene por debajo de la del luso, el mexicano, Di Stéfano y Puskas. Son 300 dianas como profesional -66 con el Olympique de Lyon, 207 con el Real Madrid y 27 con Francia- en 674 encuentros, a razón de 0,44 por duelo.

El del Espanyol fue uno de los partidos más completos de Benzema con la zamarra del Real Madrid. Sus goles –uno de oportunismo puro al remachar el despeje de Diego López a tiro de Modric y otro con un depurado disparo con rosca al palo largo- fueron la rúbrica a una aportación mayúscula que incluyó cinco ocasiones generadas, cuatro remates y 54 pases buenos de 58 intentados, el 93,1% del total, su mejor marca como madridista en Liga. Regaló un puñado de acciones superlativas, como el pase que filtró a Carvajal en el segundo tiempo o el taconazo con caño incluido que tampoco pudo aprovechar el lateral de Leganés.

«El partido de Benzema no se olvida, es un jugador increíble y nos hace felices con actuaciones así»

«El partido de Benzema no se olvida, es un jugador increíble y nos hace felices con actuaciones así» Vinicius

«El partido de Benzema no se olvida, es un jugador increíble y nos hace felices con actuaciones así», aplaudió Vinicius, con el que ha tejido el francés una sociedad que está dando pingües beneficios al Real Madrid. «Ha hecho todo para que me adaptara bien desde que llegué», agregó la joven perla brasileña, de la que ha ejercido como consejero desde su llegada a Valdebebas como tercer capitán. Una condición que ha aumentado su compromiso en todas las facetas. Más aplicado que nunca, fue el primero a la hora de presionar la salida del Espanyol. «Ha redondeado un partido espectacular», ensalzó Solari, que lleva semanas loando a un delantero que optó por no operarse de su fractura en el dedo meñique de la mano derecha, sabedor de que su ausencia sería un durísimo contratiempo. «Es generoso en su juego, porque hace mejor a sus compañeros, y también en sus esfuerzos», agregó el rosarino que, como ya hizo en su día Zinedine Zidane, le reivindicó como ejemplo del arte futbolístico. «Está demostrando que es el mejor nueve del mundo. Nos está ayudando muchísimo haciendo goles, trabajando, asociándose. Es una maravilla jugar con él», resumió Lucas Vázquez.

«La gente a un delantero le pide goles, pero yo creo que soy un nueve con alma de diez»

«La gente a un delantero le pide goles, pero yo creo que soy un nueve con alma de diez» Karim Benzema

«La gente a un delantero le pide goles, pero yo creo que soy un nueve con alma de diez», adujo el referenciado, que remarcó que el dolor que siente en su dedo se le pasa pensando en el fútbol. Así es Benzema, el más brillante y desprendido de una estirpe de campeones.

 

Fotos