https://static.leonoticias.com/www/menu/img/deportes-cultural-desktop.png

¿Por qué la Academia Aspire quiere vender una parte de sus acciones en la Cultural?

Presentación de un acuerdo de patrocinio en Doha a favor de la Cultural y Deportiva Leonesa./
Presentación de un acuerdo de patrocinio en Doha a favor de la Cultural y Deportiva Leonesa.

La entidad catarí, dependiente del Gobierno de ese país, ha invertido en León cuatro millones de euros, de los que solo ha 'recuperado' medio millón | La necesidad de contar con un socio 'del sector' y la nula empatía institucional y empresarial subyacen en la decisión

J.C.León

«Aspire vende». La noticia, adelantada por leonoticias, hacía emerger este martes un temor visible desde hace semanas en el seno de la Cultural y Deportiva Leonesa, sociedad anónima deportiva en la que la Academia es titular de más del 99% de las acciones.

Pero la decisión de vender no es fruto de un 'calentón'. Se trata de una decisión meditada desde hace tiempo y en la que tiene mucho que ver la estrategia deportiva y económica de la Academia materializada a través de las decisiones de Iván Bravo desde la capital de España.

Las dudas de Aspire en León

La Cultural es una entidad deportiva modelo para Aspire, pero no es 'perfecta'. Ofrece un estadio de primer nivel e instalaciones deportivas complementarias pero el desarrollo debe complementarse con un proyecto deportivo que avanza con paso lento, quizá con un paso excesivamente lento.

Pero realmente la venta de acciones, de un trozo del pastel de la Cultural, es fruto de un conglomerado de circunstancias que unidas han provocado esa decisión.

1.
Clave deportiva

Un socio del sector

Aspire ha llegado a la determinación, al menos en el caso de León, que no es bueno caminar en solitario. La Academia, en base a su accionariado, soporta todo el peso del proyecto. Es cierto que lo hace con un meticuloso sistema de trabajo que conlleva informes económicos y deportivos trimestrales inicialmente y mensuales en la actualidad.

En base a esos informes se toman las decisiones aunque más en el aspecto económico que en el deportivo, donde el margen de la sociedad a nivel local es mucho más amplio.

Ahora Aspire cree necesario, a la vista de los resultados deportivos, caminar con un socio 'del sector', un inversor especializado en el mundo del fútbol que le ayude en ese apartado concreto. Y para ello nada mejor que fidelizar al mismo a través de una participación en la sociedad reservándose, por el momento, la mayoría accionarial.

Hasta la fecha Aspire ha invertido cuatro millones de euros en la Cultural, de los que ha recuperado vía beneficios medio millón de euros que se mantienen para 'reinversión'. En la última temporada el balance revela un equilibrio presupuestario pero la próxima campaña, si no se asciende, el presupuesto deberá reducirse a la mitad pasando de 4,2 millones a poco más de dos millones.

2.
Clave económica

Nula empatía institucional y empresarial

Aspire Academy no es solo una academia deportiva. Es una institución estatal con alta representación del gobierno de Catar. De alguna forma es una delegación gubernamental que a través del fútbol, y otro buen número de disciplinas deportivas, está alcanzando a todo el planeta.

León no ha percibido o no ha querido percibir esa segunda parte que supone tener en la capital a Aspire. La indiferencia ha sido tal que la Academia valora asentarse en otros escenarios en los que se valore su realidad deportiva, pero también la empresarial y comercial.

Desde 2015 León tiene una puerta abierta con Catar pero hasta la fecha ninguna institución pública ni empresarial ha mostrado el más mínimo interés por acercarse a Catar para fijar posibles lazos. Dos años atrás hubo una oferta en firme desde el club a las instituciones para abrir una delegación comercial que sirviera para establecer acuerdos con Catar. Fue despreciada con una indiferencia y un atrevimiento próximo a la incompetencia.

Catar, ciertamente, no ve empatía alguna en estos sectores, bien aprovechados en otros lugares en los que tiene representación.

De alguna manera su caso tiene enormes paralelismos con la Universidad de Washington en León, universidad que no deja de recibir propuestas para irse a otros lugares ante la 'indiferencia' que vive en la capital -Washington ha enviado 14 delegaciones a León en la última década, incluido a su vicegobernador del Estado, y León en ese tiempo ha enviado 'cero' delegaciones a Washington-.

3.
Proyecto deportivo

Mundial 2022

La Copa Mundial de Fútbol de la FIFA Catar 2022 será la XXII vigésima segunda edición de la Copa Mundial de Fútbol. A tres años vista de esa cita La Academia ve más necesario que nunca estar ligada a clubes de la Liga de Fútbol Profesional (LFP) en España. Y la Cultural hoy no está en ese escenario.

De ahí que la Academia vea más necesario que nunca entrar en proyectos como Almería o el Alcorcón. La Cultural, frente a ellos, va a una velocidad mucho más lenta.

4.
La cantera

Catar, siempre en mente

Con la Cultural a 'bajas revoluciones' en el terreno deportivo Catar ha barajado en los últimos meses la opción de ralentizar el proyecto de León en lo que se refiere a la élite.

Si no se asciende Aspire seguirá garantizando la viabilidad económica del club pero lo hará apostando más por la cantera y el fomento del talento joven que por la inversión directa al primer equipo.

De ahí que quiera un 'compañero de viaje' para ese escenario que, sin embargo, no garantiza la continuidad a largo plazo. Eso dependerá de una mezcla de factores que incluyen esa empatía institucional y empresarial que hoy no se aprecia.

5.
Clave social

La grada

Si algo ha reconocido Catar es el 'despertar' de la afición leonesa. Los informes emitidos en este sentido son extraordinariamente favorables a la grada y su respuesta ante el proyecto.

Pero esa valoración positiva tiene un único 'contrapeso', la Academia no entiende las protestas a su gestión -su rechazo al palco-. Algo muy natural en el fútbol nacional pero que sorprende en Catar, donde se entiende la decepción deportiva pero no ve lógico que se culpe a quien hasta la fecha ha invertido la nada despreciable cifra de cuatro millones de euros.

Todos estos aspectos, unidos, han llevado a que la Academia haya tomado la decisión de vender una parte de sus acciones en León. Precisamente de León depende que se trate únicamente de una decisión estratégica o del principio de un repliegue más virulento de lo que inicialmente podría llegar a parecer.