Almería se ve «con muchas fuerzas» para recibir el próximo mes el testigo de León y ser la nueva Capital de la Gastronomía

El alcalde de León, Antonio Silván, y el alcalde de Almería, Ramón Fernández-Pacheco./Campillo
El alcalde de León, Antonio Silván, y el alcalde de Almería, Ramón Fernández-Pacheco. / Campillo

El alcalde considera que el año que viene se enfrentará al reto de «hacerlo por lo menos igual de bien que León»

M. BADIOLA

El alcalde de Almería, Ramón Fernández-Pacheco, aseguró este lunes en León que la ciudad se encuentra «con muchas fuerzas» para coger el testigo de León el día 24 de enero durante la celebración de la Feria Internacional de Turismo (Fitur) y convertirse en la nueva Capital Española de la Gastronomía 2019.

Así lo apuntó este lunes el edil almeriense durante su participación en un encuentro con su homólogo en la capital leonesa, Antonio Silván, organizado por la Nueva Crónica de León y patrocinado por Unicaja, en el que señaló que la candidatura de Almería «copia muchos elementos de la leonesa, como la programación por meses y productos o el establecimiento de una sede permanente durante todo el año en el centro de la ciudad».

Todo ello, sumado a la «ayuda y apoyo de León», así como a la unidad institucional conseguida en Almería, la de los productores, «que son muchos y muy buenos», del sector de la hostelería, y de la sociedad almeriense en general, «ha permitido que se haya conseguido el reto», que desde enero supondrá la «gran responsabilidad de hacerlo, por lo menos, igual de bien que León», señaló Fernández Pacheco.

Ramón Fernández-Pacheco destacó que Almería tiene «las mejores frutas y verduras de toda Europa», de manera que durante el año pasado los invernaderos de la provincia produjeron más de 3.100 toneladas, de las que se exportó el 80 por ciento a toda Europa, con un volumen de negocio que supera los 3.000 millones de euros, de manera que el 60 por ciento del PIB depende de dicho sector.

Sin embargo, el alcalde quiso dejar claro que «Almería es mucho más», ya que va a ser la primera Capital Española de la Gastronomía bañada por el mar Mediterráneo, por lo que se enfrenta al reto de «dejar el pabellón bien alto» con un proyecto que «tiene que oler a mar, saber a pescado fresco, a marisco, a los magníficos aceites de oliva virgen extra, a una repostería muy interesante y a zonas de producción de vino con mucha solera, como la Alpujarra».

Por su parte, el alcalde de León, Antonio Silván, puso de relieve que actos como el este lunes celebrado en León muestra «la colaboración entre dos ciudades y la unidad institucional con el objetivo de desarrollar la Capital Española de la Gastronomía y trasladar su experiencia a quien a partir de enero tendrá el orgullo de serlo».

Silván se mostró convencido de que León ha tenido una «muy buena» Capital Española de la Gastronomía, con «datos y una realidad de productos, difusión, actividad económica y proyección de profesionales» demuestran que 'Manjar de reyes' va a ser «un trampolín para años sucesivos», como «ya lo está siendo».

Además, el edil recordó que la marca creada con 'Manjar de reyes' seguirá en 2019 con «la misma filosofía», que se basa en «unidad de acción, de los productores, institucional y de los medios de comunicación y unas actividades y día a día»que han puesto a León en el mapa gastronómico» en un año en el que se ha convertido en la única provincia de Castilla y León con dos Estrellas Michelín, gracias a la incorporación del Restaurante Pablo, junto con Cocinandos, lo que refleja «todo lo que hay detrás en cuanto a gastronomía, industria alimentaria, ganas, voluntad e ilusión».

 

Fotos