Rey aboga por que los ránkings universitarios se elaboren en base a un examen de las competencias de los alumnos como Pisa

El presidente de la Cortes, Ángel Ibáñez, y el consejero de Educación, Fernando Rey, asisten a la fase final de la Liga de Debate de Castilla y León./Pérez
El presidente de la Cortes, Ángel Ibáñez, y el consejero de Educación, Fernando Rey, asisten a la fase final de la Liga de Debate de Castilla y León. / Pérez

El consejero de Educación se felicita por los resultados del informe de la Fundación CYD al demostrar que el dinero público «no se despilfarra»

ICAL

El consejero de Educación, Fernando Rey, abogó este miércoles en Valladolid por que los ránkings universitarios se elaboren en base a un examen de las competencias de los alumnos, al igual que ocurre con el Informe Pisa (Programa Internacional para la Evaluación de Estudiantes), porque demostraría la preparación real de los estudiantes. «Otra cosa es si mide la financiación en investigación y todo lo que envuelve al acto educativo. No podemos competir ahí por que no es nuestra liga», aseguró.

Rey, quien acudió a las Cortes de Castilla y León para presenciar la final de la III edición del Programa 'Liga Debate', valoró las conclusiones del Informe de la Fundación CYD (Conocimiento y Desarrollo) que, entre otras cuestiones, destaca que la Comunidad registra la menor tasa de abandono del estudio en primer año en grado de España, una elevada tasa de rendimiento, términos de financiamiento y los recursos en investigación. Recordó que los universitarios que obtienen esos buenos resultados son, al fin y al cabo, los mismos de Pisa.

El consejero de Educación consideró, según declaraciones recogidas por la Agencia Ical, que el estudio demuestra que el sistema universitario está «bien optimizado» y que los alumnos son «sensatos» a la hora de matricularse en las asignaturas de un grado. Eso sí, relacionó este hecho por que en las fechas en que se realizó el informe (curso 2015-2016), la Comunidad contaba con unas tasas universitarias muy altas. De ahí que muchos estudiantes pudieron «priorizar la cartera» en lugar de matricularse «más frívolamente».

Además, Fernando Rey se felicitó porque el dinero público de los castellanos y leoneses «no se despilfarra». No en vano, precisó que el coste escolar de un universitario es «bastante caro», al rondar entre los 6.000 y 7.000 euros de media por curso.