'La lucha por Vestas'

El Gobierno no desvelará los inversores de Vestas hasta evaluar su viabilidad para no generar falsas expectativas

Reyes Maroto, en la sesión de control del Gobierno. / leonoticias

Reyes Maroto asegura que activarán todos los proyectos de apoyo industrial para financiar cualquier proyecto viable | La diputada Ana Marcello exige al Gobierno poner fin a la política de saqueo de las multinacionales como Vestas

A. CUBILLAS
A. CUBILLASLeón

El Gobierno, a través del Ministerio de Industria, activará todos los protocolos de apoyo industrial para financiar cualquier proyecto viable que dé continuidad a la unidad productiva de Vestas en Villadangos del Páramo y garantice el mayor volumen de empleo en León.

Así lo ha señalado la ministra Reyes Maroto este martes en la sesión de control del Gobierno, que si bien ha advertido que no desvelará la identidad de los posibles inversores interesados en proyectar un plan industrial en Villadangos.

«Mantenemos contactos con potenciables inversores pero hasta no evaluar su viabilidad no lo haremos públicos para no generar falsas expectativas a los trabajadores», señaló Maroto, que defendió la gestión del Gobierno en esta crisis tras tener constancia de la intención de Vestas de deslocalizar su planta.

«Desde el 27 de agosto, el Gobierno ha trabajado para abordar una solución que mitigase el impacto negativo en el empleo y el tejido productivo de la zona. Seis semanas después, se ha acordado un marco de actuación que incluye medidas para mantener las capacidades industriales de la factoría hasta finales del 2019 y buscar inversores que permita mantener nuevos proyectos en la planta».

Un acuerdo que además incluye el compromiso de Vestas de facilitar la cesión de sus instalaciones y que, según remarcó Maroto, está abierto a la incorporación de cualquier agente que se quiera sumar. Un guante que lanzó directamente a la diputada de Podemos Ana Marcello.

«Política de saqueo»

Precisamente, Marcello fue la encargada de llevar hasta el Congreso de los Diputados la crisis de Vestas, que remarcó la necesidad de poner punto y final «a la política de saqueó y desindustrialización y deslocalización» de multinacionales como Vestas.

En este sentido, la diputada leonesa recordó que la compañía danesa se instaló en Villadangos tras la cesión de unos terrenos y la inyección de 15 millones de euros, presentando un ERE justo cuando finalizó el plazo para que se reclamaran las ayudas públicas, pese a tener beneficios de más de 236 millones de euros.

«Mano duro contra las multinacionales. No es admisible que se llenen los bolsillos de estas empresas con subvenciones y luego se marchen dejando tirados a cientos de trabajadores», señaló Marcello, que advirtió que no apoyarán la llegada a Villadangos del Páramo un fondo de inversor «buitre» o una compañía que llegue con la misma «idea de saqueo de dinero público y fuga de beneficios».

Por último, trasladó que no es entendible cómo un Gobierno con un ministerio de Transición Energética, no intervenga para que una empresa de construcción de energía renovables cierre y todo pase en la misma provincia, «donde se cierran las minas de manera desorganizada y las centrales térmicas», señaló Marcello, que advirtió que León no es un caso aislado.

Por todo ello, recordó a la ministra que un país con futuro, debe ser país con industria, y «para eso tiene que ser valiente. O se está con la gente trabajadora o con las multinacionales».