El Gobierno pide «moderar la retórica» para no calentar «las pasiones» antes del juicio del 1-O

Isabel Celaá, portavoz del Gobierno./EFE
Isabel Celaá, portavoz del Gobierno. / EFE

Garantiza que el proceso judicial se va a celebrar con «todas las garantías» y reclama que no se mezcle con los Presupuestos

Ramón Gorriarán
RAMÓN GORRIARÁNMadrid

«La moderación de la retórica es bien recibida a la hora de apagar pasiones que no son útiles para resolver conflictos». La portavoz del Gobierno aconsejó hoy bajar el diapasón de los discursos en vísperas del juicio del 'procés' porque las palabras altisonantes solo contribuyen a enrarecer un clima ya de por sí cargado de emociones.

Isabel Celaá reclamó «moderación, sensatez y racionalidad» al presidente de la Generalitat y a los líderes de las fuerzas soberanistas ante el juicio que comenzará el 12 de febrero. Un proceso, aseguró, que se llevará a cabo «con todas las garantías» para los acusados porque España es un Estado de Derecho «homologable» a cualquier otro país democrático. Además, cualquiera lo podrá comprobar porque será «televisado» y nada podrá esconderse.

Sería conveniente, añadió la ministra, que el juicio no se mezcle con otros temas, como el apoyo de Esquerra y PDeCAT a los Presupuestos o la creación de una mesa de partidos sobre el conflicto catalán. Son asuntos que van por vías distintas, y se deben abordar «con normalidad» sin hacer una relación de causa y efecto entre ellos.

«Si hay inteligencia se encauzará, pero si la emoción se desborda» no conducirá a nada, avisó la portavoz gubernamental, que reconoció, no obstante, que las conversaciones entre el Gobierno y la Generalitat han llegado «a un punto ciego». Por esa razón, prosiguió Celaá, la vicepresidenta Carmen Calvo y su homólogo catalán, Pere Aragonès, se han dado unos días para «repensar» la situació. Pero el diálogo «no se ha roto ni se ha encallado».

El Gobierno no tiene nada que decir sobre la presencia del presidente de la Generalitat en el juicio porque es «libre» de acudir donde quiera. La portavoz explicó que Quim Torra es un «alto represente» del Estado español, y como tal será recibido por el presidente del Tribunal Supremo.

 

Fotos