Los 44 trabajadores de la empresa leonesa Comunicaciones Merino temen por su futuro tras entrar en concurso de acreedores

Vehículos de Telecomunicaciones Merino junto a la empresa./
Vehículos de Telecomunicaciones Merino junto a la empresa.

La representación sindical teme el desarrollo futuro de una empresa que llegó a emplear a cerca de 200 personas

LEONOTICIASLeón

Los 44 trabajadores de la empresa leonesa Comunicaciones Merino temen por su futuro tras entrar en concurso de acreedores. La representación sindical teme el desarrollo futuro de una empresa que llegó a emplear a cerca de 200 personas.

La entrada en concurso de acreedores fue publicada por el Boletín Oficial del Estado el pasado lunes 28 de abril.

Entonces se detallaba que el Juzgado de lo Mercantil la entrada en concurso de la empresa cuyo titular como administrador solidario corresponde a Isidro y José Luis Merino Martínez.

Responsable del concurso

La empresa, fundada hace 29 años, ha llegado a contar con una notable actividad en el noroeste de España vinculada a actividad de instalaciones eléctricas, redes telegráficas y telefónicas además de redes eléctricas.

La crisis de la última década terminó laminando la actividad de la empresa hasta reducir su actividad en más de un ochenta por ciento con una paulatina disminución en el empleo.

Ahora la administración concursal correrá a cargo de Domingo Suárez-Santamarina Fernández quien deberá determinar si la empresa es viable en el contexto actual así como facilitar su posible regreso a la actividad mercantil.

Impagos y vínculos familiares con Vox

Los trabajadores de Telecomunicaciones Merino mantienen impagos, según han denunciado en las últimas semanas, y adelantos no retornados por dietas.

En la gestión de Telecomunicaciones Merino participa actualmente, como empleada, Elena Merino actual presidenta de Vox en León.