Di Maio pone su cargo a disposición de los militantes del M5E tras la debacle en las europeas

Luigi Di Maio, el pasado domingo tras votar en los comicios europeos./Reuters
Luigi Di Maio, el pasado domingo tras votar en los comicios europeos. / Reuters

El líder de la formación 'anticasta' se someterá a una votación en onternet que podría ser aprovechada por la Liga para poner fin a la coalición de Gobierno en Italia

DARIO MENORRoma

El mal resultado del Movimiento 5 Estrellas (M5E) en las elecciones europeas del pasado domingo, en las que se quedó en un 17% de los votos, casi la mitad del porcentaje obtenido en las legislativas del año pasado, puede costarle el puesto a su líder, Luigi Di Maio. Harto de las críticas internas que ha recibido en los últimos días por dejar que le comiera el terreno la Liga, su socio en el Gobierno de coalición italiano, Di Maio anunció este miércoles que se celebrará una consulta en la plataforma de internet de la formación 'anticasta' para que los militantes opinen sobre su labor al frente del M5E. La votación tendrá lugar este jueves desde las 10:00 hasta las 20:00 horas con la siguiente pregunta: «¿Confirma a Luigi Di Maio como jefe político del M5E?»

Las voces críticas señalaban como una de las posibles causas de la debacle electoral las evidentes dificultades de Di Maio para compaginar tantos cargos. Además de líder de la formación es viceprimer ministro y titular de dos carteras: Trabajo y Fomento. «No me he escapado nunca de mis deberes y si hay que cambiar algo lo haremos. Es justo que seáis vosotros los que os expreséis. Sois los únicos a los que debo rendir cuentas de mi labor», se defendió en el artículo que escribió a los militantes Di Maio en el blog del M5E. Su posición no es desesperada porque sigue contando con el apoyo del fundador del movimiento, el histriónico cómico Beppe Grillo, quien dijo que son para él «una herida» las críticas internas y que «Luigi no ha cometido un delito ni se ha visto en medio de ningún escándalo». En la misma línea se mostró Alessandro Di Battista, considerado el líder en la recámara del M5E, al decir que «siempre hay que apoyar a quien está en dificultades».

El posible voto de censura a Di Maio puede brindar el 'casus belli' que necesita Matteo Salvini, líder de la Liga, para acabar con el pacto de Gobierno entre ambos partidos. Crecido tras conseguir el 34% de los votos en las elecciones europeas, Salvini asegura que no quiere nuevos cargos en el Ejecutivo, pero sí que salgan adelante las grandes promesas electorales de su formación, como la autonomía regional o la bajada de impuestos. Estas medidas podrían verse bloqueadas si Di Maio cayera y el liderazgo político del M5E fuera asumido por Di Battista, mucho más agresivo con la Liga. Según los medios italianos, en una reunión celebrada ayer con parlamentarios de su partido, Salvini habría dicho que no estaba dispuesto a tener como aliado a Di Battista y que en esa situación no quedaría otra que dejar caer el Gobierno y provocar la convocatoria de elecciones anticipadas.

La crisis política que han dejado las elecciones europeas coincide con la llegada ayer a Roma de una carta de la Comisión Europea pidiendo explicaciones por el aumento de la deuda pública en 2017 y 2018. Esta situación ha provocado que la prima de riesgo italiana se coloque estos días por encima de los 280 puntos.