Sintonía entre May y Corbyn en su primera reunión por el 'brexit'

La primera ministra británica, Theresa May, y el líder laborista, Jeremy Corbyn./EFE
La primera ministra británica, Theresa May, y el líder laborista, Jeremy Corbyn. / EFE

Los conservadores bullen por el cambio de dirección de su líder y al laborista los suyos le observan con sospecha

IÑIGO GURRUCHAGALondres

La primera reunión entre la mandataria británica, Theresa May, y el líder de la oposición, Jeremy Corbyn, fue «constructiva» y concluyó con la creación de un equipo técnico que desbrozará la negociación antes del encuentro de los líderes y de sus asesores, que se podría celebrar este jueves. La búsqueda de consenso con la oposición ha creado gran revuelo en el Partido Conservador.

May y Corbyn enunciaron antes de la cita cuáles son sus objetivos. Para la primera ministra, un acuerdo con la oposición laborista es posible porque -a diferencia de los independentistas escoceses, los liberal-demócratas y otros grupos- están comprometidos en su programa electoral con el cumplimiento del resultado del referéndum de 2016.

El laborista ha señalado que en su negociación con May su intención es defender la propuesta de su partido de establecer una unión aduanera permanente, mantener alineamiento con regulaciones del mercado común y también con normas sobre derechos de consumidores y de empleados, más la cooperación en seguridad y en agencias europeas que el Gobierno también desea.

EN SU CONTEXTO

12
de abril: es la fecha de salida de Reino Unido de la UE si May no presenta antes de la cumbre del día 10 un plan de retirada. Gran Bretaña abandonaría el bloque comunitario sin acuerdo.
Barómetro económico.
El Índice PMI, que mide la temperatura en el sector servicios -desde los grandes bancos a las peluquerías- bajó a 48,9 cuando en febrero se mantenía en 51,3. El barómetro de la salud de la economía descendió por debajo de 50 por primera vez desde julio de 2016, el mes siguiente al referéndum en el que los británicos aprobaron el 'Brexit'. La incertidumbre golpeó a Reino Unido desde entonces y en 2018 se vivió la menor expansión en seis años. Después de la consulta, la demanda se recuperó con rapidez del 'shock', pero ahora se teme que no ocurra lo mismo.

Las diferencias entre las dos partes no son insalvables. Políticos irlandeses ya predecían en 2016 que la solución británica al 'brexit' sería una unión aduanera con otro nombre. Para la líder conservadora firmar un plan que incluya una unión aduanera permanente, como la propuesta por los laboristas, crearía graves problemas por la renuncia a negociar tratados comerciales como país independiente.

Corbyn ha de obtener esa concesión porque es lo requerido por los jefes sindicales que representan a empleados en la industria. Entre sus objetivos no ha incluido un segundo referéndum o unas elecciones generales. El cálculo con respecto a los comicios quizás es compartido con los conservadores que creen que un acuerdo con unión aduanera dejaría a May sin capacidad de gobernar.

Empates

Las primeras consecuencias de su incitación a Corbyn para encontrar un plan conjunto que concluya la primera fase del 'brexit' fueron un ascenso de la libra y la trigésimo quinta dimisión en el Gobierno. La libra ascendió y descendió este miércoles con respecto al euro, pero la curva de las dimisiones, que ha batido todos los récords, añadió, la 36, a un oscuro secretario de Estado.

Nigel Adams, el dimitido este miércoles, salió de su oscuridad con una actuación cómica en la sesión de preguntas a la primera ministra. Tras recordar que representa a la población de Selby y que allí la mayoría votó por el 'brexit',. preguntó a May, tras lograr con su pausa dramática el silencio de la Cámara, hasta cuándo Selby tiene que aguantar una estación sin acceso para discapacitados.

Fue el momento jocoso de una sesión parlamentaria con despliegue de rabia conservadora. Julian Lewis, que ha votado siempre contra el Acuerdo de Salida, reprochó a May que en el pasado decía que «una marcha sin acuerdo es mejor que un mal acuerdo» pero ahora «se acerca a diputados laboristas» para bloquear una salida sin acuerdo, cuando «la mayoría de los conservadores queremos una ruptura limpia con la UE en nueve días».

LA CLAVE

Paso a paso.
La unión aduanera se presenta como el principal escollo para que se entiendan las dos partes

Un exsecretario de Estado para el 'brexit', David Jones, le ha preguntado «si sigue pensando que el líder de la oposición es una persona impropia para ser primer ministro», como May ha dicho a menudo. Y Caroline Johnson, que votó siempre por el Acuerdo tras «sopesar los riesgos», le preguntó cuál es el balance ahora «entre una salida sin acuerdo o acomodar a un Gobierno liderado por un marxista antisemita».

La Cámara de los Comunes avanzó en la tramitación de una ley que obligaría al Gobierno a solicitar una prórroga la próxima semana si no hay acuerdo antes del día 10. El inicio de la tramitación fue aprobado por 312 votos contra 311. Una enmienda que proponía nuevas votaciones indicativas el lunes para buscar un consenso en el Parlamento deparó un 310-310, el primer empate desde 1993, anulando la propuesta.

El ambiente del Parlamento se ha alterado. Los conservadores resisten las maniobras constitucionales de los partidarios de la permanencia o del 'brexit' suave para impedir en cualquier caso una marcha con acuerdo. Ambos bandos en la Cámara avanzan con pasión en esta batalla, y con la desazón de saber que sus líderes están negociando a puerta cerrada un acuerdo que no satisfará sus ambiciones.

La BBC mueve a Holanda algunas licencias de emisión

La BBC está trasladando algunas de sus licencias de emisión a Holanda para poder continuar presente en Europa si, al final, se produce una salida de Reino Unido sin acuerdo. Según Bloomberg, el bloqueo político aconseja a la cadena sumarse a Discovery Inc., Viacom Inc. y Comcast Corp's NBC Universal en el cambio de los permisos a territorio comunitario. La migración reubicará a un volumen limitado de personal. Reino Unido acoge más canales que ningún otro miembro de la UE y las compañías dejan allí 1.150 millones de euros al año.

Más información