Mujeres directivas, entre la normativa y la reducción de impuestos

Mujeres trabajando en una fábrica./A. Fernández
Mujeres trabajando en una fábrica. / A. Fernández

El Gobierno incluye en los Presupuestos una desgravación del 10% en Impuesto de Sociedades sobre el sueldo de las nuevas consejeras

Edurne Martínez
EDURNE MARTÍNEZMadrid

Desde hace unos años, los diferentes gobiernos han establecido medidas que impulsaran la contratación de mujeres, sobre todo en los niveles directivos de las empresas. Los datos son abrumadores: de las 35 compañías que actualmente conforman el índice Ibex solamente doce cumplen con la recomendación de la CNMV sobre la presencia femenina en los consejos, fijando esa representación mínima en el 30%.

Y en empresas de menor nivel, la situación no es mucho mejor: su presencia apenas llega al 20% del total. Entre las pocas presidentas de empresas se encuentra la de Santander, Ana Botín, quien en sus últimas declaraciones ha insistido en la necesidad de mejorar la presencia de mujeres profesionales en los consejos y en los ámbitos de decisión de las empresas cotizadas.

Ahora el Gobierno de Sánchez ha encontrado una fórmula para tratar de que las grandes compañías fichen a más mujeres como miembros de sus consejos de administración. Y lo ha hecho sin necesidad de obligar a hacerlo, sino que ha optado por una vía más sugerente, la de la tributación. Los Presupuestos del Estado que fueron presentados el pasado lunes en el Congreso incluyen la previsión de crear una nueva deducción en el Impuesto de Sociedades para las empresas que incorporen a más perfiles femeninos.

La medida no está restringida a ningún tipo de compañía, aunque la realidad del entorno empresarial español -con casi un 97% de micropymes y pymes, y pocas empresas medianas y grandes- provocará que sean las de mayor tamaño las que más se beneficien de esta medida. Se trata de una desgravación del 10% en el Impuesto de Sociedades sobre la remuneración que perciban las consejeras que accedan a ese cargo en el ejercicio en que se devengue ese tributo. Por lo tanto, las que paguen sueldos más altos, más se beneficiarán. «Se trata de dar coherencia con la ley de igualdad efectiva entre hombres y mujeres», indicó durante la presentación de los PGE en el Congreso la ministra de Hacienda, María Jesús Montero.

Asimismo, indicó que la escasez de mujeres en los consejos «es el ejemplo más manifiesto de la falta de oportunidades, sobre todo en las grandes empresas, donde se ve más la seña de masculinidad». Las cuentas públicas se proponen con esta medida incentivar la presencia equilibrada de hombres y mujeres en esos órganos de decisión, incorporando de esta forma la perspectiva de género a Sociedades.

En la buena dirección

Aunque el banco Santander sea el ejemplo más rápido que se viene a la cabeza cuando se piensa en una gran empresa liderada por una mujer, hay -afortunadamente- muchos otros ejemplos. Uno de ellos es LinkedIn, la plataforma on line para encontrar trabajo. Su directora es Sarah Harmon desde el año 2013 y en la compañía el porcentaje de mujeres empleadas es de casi el 43% frente al 57% de hombres. En la alta dirección los datos se reducen, pero sigue siendo mucho más alto que la media: el 60% de hombres por el 40% de mujeres.

«La diversidad de género es, cada vez más, una prioridad para las empresas y está directamente relacionada con la cultura corporativa y el rendimiento financiero. Para LinkedIn también, porque queremos ser competitivos y está demostrado que los equipos que apuestan por ello son más productivos, innovadores y comprometidos», asegura a este diario Sarah Harmon.

Otra de las compañías que llevan a cabo acciones en este sentido es Iberdrola, cuyo consejo de administración cuenta con un 36% de mujeres. El cargo de consejera coordinadora independiente lo ostenta una mujer, Inés Macho, según explican fuentes de la compañía eléctrica. Recientemente ha sido premiada en el índice de igualdad de género elaborado por Bloomberg, que valora las políticas de conciliación y los programas de concienciación de las empresas de todo el mundo.

 

Fotos