Champions

El Metropolitano hace un marcaje al hombre a Cristiano

Cristiano Ronaldo hace un gesto a la grada del Metropolitano. / Afp

La grada rojiblanca vivió su paticular partido con el portugués, con pitos e insultos

Javier Varela
JAVIER VARELAMadrid

El Atlético-Juventus volvió a ser la grada rojiblanca contra Cristiano. Como el año pasado. Como desde hace una década. Como casi siempre. Su marcha a la Juventus pareció una tregua, pero caprichos del destino hicieron que la pasada campaña se cruzaran con él en los octavos de final para escribir un nuevo episodio en esa relación de animadversión que viven desde hace años el portugués y la afición rojiblanca. Su última visita al Metropolitano estuvo rodeada de polémica. Cada vez que tocaba el balón el portugués, la grada pitaba, increpaba e insultaba. Mal.

Entonces, el portugués, como acostumbra, no se quedó corto y decidió sacar la 'manita' para recordarle a la grada rojiblanca que tiene cinco Champions por ninguna del Atlético. El resultado de aquel partido de ida (2-0) calmó los ánimos de la afición. Pero Cristiano devolvió el 'cariño' que recibió en el partido de ida de los octavos de final con un 'hat-trick' que dejaba en la cuneta a los rojiblancos y que celebró con un gesto obsceno imitando el gesto de Diego Pablo Simeone en la ida, llevándose sus manos a los genitales. Aquello le costó un expediente de la UEFA que quedó en amonestación.

Cristiano ha marcado 25 goles en 34 partidos a los rojiblancos y ha privado a los de Simeone de ganar dos Champions

Pero como decíamos unas líneas antes, el destino es caprichoso e hizo que en el sorteo del pasado 29 de agosto la 'Vecchia Signora' se cruzara con el Atlético en la fase de grupos. «Otra vez a sufrir a Cristiano», fue la primera reflexión de miles de hinchas rojiblancos que prometieron recibir al portugués 'como se merece'. Cosas de los fanatismos. Deportivamente se entiende ese rencor a Cristiano porque es -junto a Leo Messi- la bestia negra del Atlético. Cristiano ha marcado 25 goles en 34 partidos a los rojiblancos y ha privado a los de Simeone de ganar dos Champions. Y eso no se olvida en el corazón rojiblanco. Por eso el recibimiento al portugués fue como se merece un enemigo de tal altura y como se esperaba. Pitos, improperios y todo tipo de lindezas desde que saltó al césped del Metropolitano a calentar, con algún insulto incuido, o cuando su nombre sonó por la megafonía. Nada nuevo para Cristiano.

Volvió a comprobarlo a los 12 segundos, cuando tocó el primer balón. Pitada ensordecedora pero, a diferencia de la última vez que visitó este estadio apenas insultos. Duró poco esa tregua. Exactamente 21 minutos, el tiempo que tardó el portugués en rematar por primera vez a puerta desde 40 metros. Entonces el fondo grió 'Cristiano muérete'. Y más pitos. Cada gesto, cada desmarque, cada detalle que hacía el luso era respondido por la grada -en este caso todo el estadio- con una sonora pitada. El partido entre la grada y Cristiano seguía caliente. Tanto que en el segundo remate de Cristiano -y de la Juventus-terminó en las manos de Oblak y desató al fondo que a gritos de 'Cristiano violador' pudo más picante al partido entre ambos.

La celebración del segundo gol

Tras el descanso, con el bocadillo todavía camino del estómago de la afición, una contra de la Juventus levada por Higuaín terminó en un golazo redondo de Cuadrado. Los centrales, como la grada, estaban tan pendientes de Cristiano que se olvidaron del colombiano. Es lo que tiene jugar un partido contra un jugador, que te olvidas del resto. Recuperada del disgusto, la grada siguió con su marcaje al hombre sobre el luso. Tampoco ayudaba el '7' de la Juventus, que en plena celebración del segundo gol, obra de Matuidi, le dio por hacer el avioncito mirando a la grada. Mal el portugués. La grada, como no es normal, reaccionó al gesto de Cristiano con gritos, insultos y todo tipo de piropos.

Los pitos no pararon hasta el final, pero el empate de Héctor Herrera provocó el delirio en el Metropolitano, que por primera vez se olvidaba de Cristiano para hacer retumbar los cimientos del estadio. Ambientazo. El partido entre el Atlético y la Juventus terminó en tablas, como el duelo entre la grada rojiblanca y Cristiano. Y eso que no metió el tercero por centímetros en el descuento.

Cristiano invita a «aprender» a la grada del Metropolitano

Cristiano Ronaldo explicó en zona mixta, en respuesta a una pregunta de 'El Chiringuito', el controvertido gesto que dedicó a la grada del Metropolitano tras marrar una ocasión que podría haber supuesto el 2-3 para la Juventus. Tras marcharse de tres defensores, el luso remató con la derecha pero el golpeo se marchó desviado, lo que desencadenó pitos del público y provocó una reacción del '7' de la Juventus. «Aprende, tienes que aprender», dijo el portugués cuando se le interpeló por el gesto, que añade más pimienta a su relación con la hinchada atlética.