Liga 1

Embutidos Pajariel quiere alegrar la cara en casa

Embutidos Pajariel quiere alegrar la cara en casa

Las bercianas buscarán enmendar el tropieza de la primera jornada recibiendo en el Bembibre Arena al recién ascendido Campus Promete

Leonoticias
LEONOTICIASLeón

Pese a la dolorosa derrota sufrida el pasado domingo en Zaragoza en el estreno de la temporada contra RPK Araski, el Embutidos Pajariel Bembibre espera dar una alegría a su afición este sábado (18:15 horas) derrotando al Campus Promete.

Con ilusión afronta el conjunto berciano un nuevo curso que se presume tan apasionante como exigente en una Liga Femenina que sigue dando pasos de gigante para recuperar el vigor que lució hace apenas una década, cuando fue uno de los campeonatos nacionales más potentes de Europa.

Así se demostró en el Open Day celebrado en la capital aragonesa la pasada semana, donde la mayoría de los encuentros fueron muy igualados. No sucedió así en el del cuadro rojillo, que buscará mejorar las sensaciones con las que estrenó el curso y para ello ha trabajado duro durante toda la semana.

De hecho, el técnico del conjunto bembibrense, Pepe Vázquez, reconoció que «a nadie le sentó bien la derrota. La semana de trabajo ha ido muy bien», matizó el santiagués, cuyas jugadoras tratarán, sin duda, de mantener durante muchos minutos la propuesta mostrada durante el tercer cuarto del choque del pasado domingo, cuando recortaron, aunque mínimamente, la diferencia que acumulaba a su favor el conjunto vitoriano a la conclusión de la primera mitad.

«Esta temporada serán muy importantes los partidos de casa»

Después de que varias jugadoras conocieran el nivel de la Liga Femenina en un duro estreno, el conjunto berciano aspira a mostrar una gran versión con jugadoras que llegan a España o regresan a Europa con la ambición de ser importantes en el baloncesto del viejo continente. Una Vicky Llorente que, más allá del contratiempo del golpe en el rostro sufrido en el Open Day, esté más descansada tras su participación en la FIBA AmeriCup debería sumar también en un equipo limitado físicamente en el estreno.

Será, sin duda, importante también el respaldo de la grada del Bembibre Arena, fiel como siempre durante los siete años que lleva el club de la villa del Boeza en la máxima categoría del básquet femenino nacional. Pepe Vázquez dijo al respecto que «es el primer partido oficial en casa y tenemos ganas de afrontar este debut. Esta temporada serán muy importantes los partidos de casa, así que esperamos que venga mucha gente y contamos con su apoyo. Queremos competir y dar una buena imagen delante de nuestra afición», apostilló.

Campus Promete, «un equipazo con buenos nombres»

No lo tendrá fácil el conjunto berciano, que recibe a una escuadra, Campus Promete, que engaña a pesar de ser un equipo recién ascendido al contar con jugadoras importantes y ya consolidadas en la categoría. Leia Dongue, campeona la pasada campaña con SPAR Citylift Girona; Vanessa Gidden, una de las mejores jugadoras que han pasado por nuestro país durante el último lustro; o la exjugadora del cuadro berciano Roselis Silva, sin duda, elevan exponencialmente el nivel de un equipo cuyo roster se adereza con jugadoras como la estadounidense Allazia Blockton, con una importante trayectoria universitaria antes de recalar en el básquet brasileño y estar en órbita WNBA, las serbias Mima Ivanovic y Maja Stamenkovic –antes Vucurovic– o la internacional croata Carmen Miloglav.

Bajo las órdenes de Jacinto Carbajal, el conjunto riojano vuelve al Bembibre Arena, el pabellón en el que debutó en la máxima categoría, con la ambición de ser un equipo que llegue a coquetear con los puestos de play-off. Pese al estreno con derrota ante el otro recién ascendido, Ciudad de los Adelantados, la escuadra de Logroño aspira a no tener problemas para salvar la categoría en una pelea que se presume apasionante durante toda la temporada.

En su análisis del rival, Pepe Vázquez afirmó que «es un proyecto ambicioso, un recién ascendido que no lo es porque sus jugadoras son muy contrastadas y con un gran caché. Un equipazo con buenos nombres y que, pese a perder en la primera jornada, lo hicieron contra otro buen equipo», analizó el míster compostelano, que aseguró que «las respetamos mucho. Intentaremos jugar nuestras bazas para ganar», puntualizó el preparador gallego, que admitió que «necesitamos mejorar defensivamente, tanto en el uno contra uno como en la responsabilidad defensiva y en la vigilancia de su juego interior. Debemos controlar el rebote porque es un equipo que anota mucho tras el rebote ofensivo», agregó el adiestrador de la escuadra del Bierzo Alto, que consideró, de hecho, que «será fundamental».