El Abanca Ademar sabe sufrir para sumar una victoria en Puente Genil

La plantilla celebra el triunfo./Carlos García
La plantilla celebra el triunfo. / Carlos García

Los leoneses se volvieron a encontrar con un magistral Juan Castro que daba vida a los cordobeses hasta los últimos segundos | Un gran arranque y dos tantos finales de Juanín y Gonzalo permiten al conjunto marista arrancar los dos puntos

RUBÉN FARIÑAS

Hubo que sufrir, pero el botín logrado en Puente Genil merecía la pena. Nadie había perdido en la localidad cordobesa aunque todos sufren en esta pista.

El Abanca Ademar ha sacado el coraje en los momentos decisivos para sobreponerse a la reacción local, y al partido de Juan Castro, para llevarse dos puntos y vencer por 22-25 en la cancha de Puente Genil.

La salida fulgurante del Abanca Ademar hacía presagiar un partido cómodo para los jugadores de Rafa Guijosa. Mosic entraba al encuentro enchufado y Jaime Fernández corría al contragolpe para colocar un parcial de 0-4 que invitaba al optimismo.

22 Puente Genil

Costa, David Jiménez (1), Monteiro, José Cuenca (2), Álvaro de Hita (p), Juan Castro (9), Xavi Tua, Moyano (4), Chaparro, Rudovic (2), 'Chispi' (1), Pablo Martín, Consuegra, Leo Almeida (1), Lombés (ps), Víctor Alonso (2)

25 Abanca Ademar

Nacho Biosca (p), Mario López (1), Sebas Simonet (4), Juanín (1), Gonzalo Carou, Rodri Pérez, Fede Vieyra (4), Ligetvári, David Fernández (1), Dino Slavic (ps), Jaime Fernández (2), Acacio Marqués (2), Gonzalo Pérez (1), Mosic (4), José Mario Carrillo (2), Pesic (3)

PARCIALES
1-4, 3-5, 5-9, 6-11, 9-13, 11-14; descanso; 12-16, 15-18, 18-21, 19-21, 20-22, 22-25
ÁRBITROS
Ausás Busquets y Florenza Virgili. Excluyeron con dos minutos a Chispi, Rudovic y Monteiro, por el Puente Genil; y a Carou y Simonet, por el Ademar
INCIDENCIAS
Partido correspondiente a la vigésimo primera jornada de la Liga Asobal disputado en el Pabellón Alcalde Miguel Salas de Puente Genil (Córdoba)

Nacho Biosca sumaba en la portería y evitaba que los errores en ataque permitieran a Puente Genil acercarse en el marcador. Al paso por el minuto 8, la ventaja aún era cómoda, 2-5.

Circulación rápida, buenos movimientos en el posicional y la renta se mantenía en el Alcalde Miguel Salas. El conjunto marista refrendaba su buen inicio en el ecuador, cuando una colgada par Simonet colocaba el 5-9 y llevaba a Julián Ruiz a solicitar tiempo muerto.

Máxima renta y reacción local

La distancia crecía. Puente Genil erraba tiros sencillos en ataque y de eso se aprovechaba el Abanca Ademar para taladrar la meta de Álvaro de Hita y establecer la máxima diferencia, 5-11, en el minuto 19.

La esperada reacción cordobesa llegó de la mano de Juan Castro y Cuenca. Un parcial de 2-0 hizo creer en el embrujo de la noche y recuperar las sensaciones del equipo. Se apretaban las cosas, el ataque leonés se espesaba y Rafa Guijosa decidía detener el partido con 9-13, a cinco minutos del descanso.

El primera tiempo se cerraba con 11-14. Puente Genil estaba muy vivo a pesar de las buenas sensaciones que los visitantes habían dejado en la pista guiados por un buen Sebas Simonet.

Así nos lo contó Carlos García

Todo por decidir en la segunda parte

Guijosa sorprendía en la salida con cambio en la portería. Slavic tomaba el relevo a Biosca para afrontar la segunda mitad.

El choque entraba en una fase con errores en el posicional que complicaba el avance en el casillero de tantos. Sin embargo, la aparición de Juan Castro, que una vez más volvía a destacar contra el Ademar, y un contragolpe cordobés permitía reducir la distancia, 15-17, y permitía a Puente Genil creérselo. Era el minuto 38.

Sin embargo, la reacción visitante llegaba. Carrillo, desde los siete metros, anotaba; y Simonet se recorría toda la pista para, al contraataque, establecer el 16-20 y permitir respirar a los leoneses.

Al parcial de Ademar respondía Ángel Ximenez. David Jiménez recortaba la diferencia, 19-21, y enfadaba a Rafa Guijosa que recuperaba a Biosca para el parqué y pedía su segundo tiempo muerto a poco más de diez minutos para el final.

Emoción hasta el último minuto

Los locales secaban el ataque marista. Ocho minutos sin anotar servían para que el equipo cordobés redujera la distancia a su mínima expresión, por mediación de Moyano, para poner el 20-21. Ahí aparecía Carrillo, que transformaba un penalti para devolver el oxígeno al Ademar.

La tensión se podía cortar en el pabellón municipal. Biosca obraba dos paradas sensacionales pero los colegiados señalaban siete metros. Juan Castro se empeñaba en ahogar la fiesta a sus paisanos y transformaba su octavo gol, 21-22, con cuatro minutos por jugar.

Cuando más difícil estaba la cosa, aparecieron los extremos y el gen leonés de los visitantes. Juanín, desde la esquina, anotaba un buen tanto y, segundos después, Gonzalo Pérez se recorría la pista para acudir a su cita con la sentencia y establecer el 21-24. Ya no había tiempo para más.

Pesic ratificaba el triunfo de los leoneses y permitía acercarse a solo un punto del segundo puesto por el que el Abanca Ademar está empeñado en luchar hasta el final.