Telefónica incorpora la tecnología Big Data al Camino de Santiago para optimizar la oferta turística

Telefónica incorpora la tecnología Big Data al Camino de Santiago para optimizar la oferta turística

La tecnología permitirá tener un mayor conocimiento de los turistas para ofrecerle los servicios que necesita, como aumentar rutas de transporte o cambas en los albergues

Leonoticias
LEONOTICIASLeón

Telefónica ha incorporado tecnología Big Data a su plataforma 'Smart Rural', dentro del proyecto Territorio Rural Inteligente llevado a cabo por la Junta en colaboración con las Diputaciones Provinciales, que se extiende al entorno del Camino de Santiago.

Asimismo, a través de Aura, su unidad de Big Data, se están llevando a cabo estudios de aplicación real de esta tecnología en entornos como el Camino de Santiago, Los Arribes, Salamanca o el Valle de Iruelas, entre otros.

«Se trata de obtener conocimiento de los datos generados en dichos entornos para conocer mejor al turista y ofrecerle los servicios que necesita: aumentar rutas de transporte, camas en los albergues o saber qué idiomas deben hablarse en las oficinas de turismo«, según ha indicado Elena Díaz, Global Analytics Centre of Excellence Delivery Manager de Luca, Telefónica, quien describe al Big Data como un »potenciador del turismo porque permite a los entornos rurales conocer mejor al turista y ofrecerle los servicios que necesita«.

Así, dentro del proyecto Territorio Rural Inteligente, llevado a cabo por la dirección general de Telecomunicaciones de la Junta de Castilla y León, Telefónica ha implementado tecnologías de Big Data y las ha incorporado a su plataforma 'Smart Rural', con el objetivo de optimizar los recursos disponibles y obtener conocimiento de todos los datos generados en dichos entornos.

El Big Data puede ser, según ha indicado Díaz, un «gran potenciador» turístico en entornos como el del Camino de Santiago porque permite prever, por ejemplo, a las localidades de itinerario cómo es el turista que va a venir, conocerlo mejor, y a través de ese mejor conocimiento ofrecerle lo que realmente necesita.

Peregrinos nacionales e internacionales

En el caso concreto del Camino de Santiago se ha llevado a cabo un análisis desde dos perspectivas. En primer lugar, desde el punto de vista sociodemográfico: cómo es la gente que está en un determinado lugar, su, género, su edad, su lugar de residencia, por ejemplo, la provincia de la que vienen los peregrinos nacionales e incluso el país de procedencia de los internacionales«.

En segundo lugar, el estudio se centra en el comportamiento del turista en los destinos: cuánto tiempo suelen estar en cada uno de los municipios, si pernoctan en los mismos o no, ha explicado Díaz, quien incide en que se trata de datos «disgregados y seguros«. De esta manera, los municipios pueden prever qué número de plazas hoteleras o cuántas camas disponibles van a necesitar en los albergues en cada periodo o qué idiomas deben hablar en las oficinas de turismo.

Otra de las aplicaciones que tienen los proyectos de Big Data implementados en la región es, por ejemplo, analizar las rutas entre diferentes destinos. «Se puede conocer si hay suficientes líneas de transportes entre dos municipios en determinadas temporadas o si sobran algunas. Esto permite a los ayuntamientos adaptar los medios de transporte en función de las necesidades reales de la población», ha agregado.