Un 'hacker' roba datos personales de más de mil estudiantes de la Universidad de Valladolid

Mural de la Casa del Estudiante, sede del Servicio de Relaciones Internacionales de la Uva./Jorge Sanz
Mural de la Casa del Estudiante, sede del Servicio de Relaciones Internacionales de la Uva. / Jorge Sanz

La institución académica ha confirmado el suceso, del que se ha tenido constancia en la madrugada del 10 de enero

Leonoticias Diario
LEONOTICIAS DIARIOLeón

La Universidad de Valladolid ha comunicado que ha sido víctima de un ataque y robo de datos personales alojados en la página web del Servicio de Relaciones Internacionales, hecho del que se ha tenido constancia en la madrugada del 10 al 11 de enero de 2019, y que afectaría a más de mil estudiantes de la UVa. La Universidad de Valladolid ha puesto estos hechos en conocimiento de la Agencia Española de Protección de Datos y ha formalizado una denuncia ante las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, que la han remitido a la Brigada de Delitos Tecnológicos. La Secretaria General, en su calidad de Responsable de la Información, del Servicio de Tecnologías de la Información y de las Telecomunicaciones, y del Desarrollo de la Política de Protección de Datos, ha asumido la gestión de este incidente. «Estamos trabajando al servicio de la comunidad universitaria para mejorar la seguridad de los sistemas de información afectados y lamentamos las molestias que este incidente pueda ocasionar», ha dicho en un comunicado.

«Hemos de enfatizar que lo que se ha detectado ha sido una vulnerabilidad, pero no existen evidencias de que se haya causado ningún daño. El equipo de trabajo está evaluando esta posibilidad y la Universidad pondrá los medios necesarios en todos los niveles. Haber sido víctima de un ataque de esta naturaleza nos impulsa a apoyar a los posibles damnificados, porque la mayor preocupación de la Universidad de Valladolid son las personas».

Los detalles concretos y el alcance de este ataque que ha comprometido nuestra seguridad no pueden hacerse públicos, ya que ello podría afectar a las investigaciones que se están llevando a cabo e incidir negativamente sobre la propia seguridad.

La Universidad de Valladolid está trabajando intensamente con las autoridades y los expertos en seguridad informática para conocer el origen y alcance del ataque y minimizarlo al máximo.