Google celebra su 20 aniversario en el punto de mira de los reguladores de la Unión Europea

El vicepresidente de Búsquedas de Google, Ben Gomes, durante el acto del 20 aniversario de la empresa./Amy Osborne (Afp)
El vicepresidente de Búsquedas de Google, Ben Gomes, durante el acto del 20 aniversario de la empresa. / Amy Osborne (Afp)

Los reguladores europeos impusieron el pasado julio al gigante tecnológico una multa de 4.340 millones de euros por abuso de posición dominante

COLPISA / AFPSan Francisco

Hoy en día, pocos usuarios de internet pueden concebir su interacción con la red sin la mediación de Google, el buscador más usado de todos los tiempos. Sin embargo, en 1998, cuando Larry Page y Sergey Brin lanzaron su primer motor de búsqueda, había toda una amalgama de páginas webs a la que solo se podía acceder si se conocía la dirección completa o, al menos, el título exacto.

Inicialmente, la búsqueda tenía que ver con hacer coincidir palabras clave o frases precisas con el contenido de páginas web, y los errores ortográficos o las consultas imprecisas resultaban en una tarea fallida.

Desde su lanzamiento hace 20 años, Google ha pasado de ser una simple forma de explorar Internet a una herramienta en línea tan entretejida con la vida cotidiana que su nombre hasta se ha convertido en un verbo.

Google ha refinado su algoritmo de búsqueda, que mantiene en secreto, y usa inteligencia artificial para entender lo que las personas buscan en línea y para adaptar los resultados en función de lo que sabe sobre los usuarios individual y colectivamente.

Sin embargo, el ascenso de Google lo ha colocado en el punto de mira de los reguladores, especialmente en Europa, debido a las preocupaciones de que pueda estar abusando de su liderazgo en la búsqueda y publicidad en línea, así como del dominio del software operativo para teléfonos inteligentes Android.

Ha habido preocupaciones de que la empresa matriz, Alphabet, esté más interesada en ganar dinero a partir de los datos de las personas que en salvaguardar su privacidad.

Google está entre las compañías tecnológicas a las que se pide proteger contra la difusión de desinformación, y también ha sido blanco del presidente estadounidense, Donald Trump, quien al igual que varios políticos republicanos sostiene que los puntos de vista conservadores se minimizan en los resultados de búsqueda.

Multa récord

El pasado julio, la Comisión Europea impuso a la mayor multa de su historia a Google. 4.343 millones de euros en total por abuso de posición dominante con su sistema Android, según explico entonces en rueda de prensa la comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager:«Es un comportamiento ilegal muy serio».

Con su abuso, «Google ha cimentado el dominio de su buscador, impidiendo a sus rivales la posibilidad de innovar y competir en igualdad de condiciones. Es ilegal bajo las reglas antimonopolio de la Unión Europea», explicaba Vestager.

 

Fotos