El PSOE carga contra el líder de Podemos y salva al resto del partido

La número dos del PSOE, Adriana Lastra. /efe
La número dos del PSOE, Adriana Lastra. / efe

Considera que competir con PSOE y Podemos en las provincias más pobladas no perjudicará a la izquierda

Paula De las Heras
PAULA DE LAS HERASMadrid

El problema para un pacto no estuvo en Podemos sino en Pablo Iglesias. Ese es el discurso que ha empezado a construir el PSOE de cara a las generales que serán convocadas hoy mismo para el 10 de noviembre y hoy lo puso ya en circulación su vicesecretaria general, Adriana Lastra. La número dos de los socialistas argumentó que el líder de los morados sólo sabe negociar «sometiendo a chantaje al resto» y le acusó de haber llevado ese comportamiento incluso a la vida interna de su partido.

«Aquí el único que engañó a su propia organización política fue Pablo Iglesias –dijo la también portavoz parlamentaria del PSOE en La Sexta–, que les ocultó la última propuesta que le hizo Pedro Sánchez antes de la investidura fallida de julio. Por eso tiene los problemas que tiene en su organización, por eso le salen escisiones en los distintos territorios«.

En julio, Izquierda Unida mantuvo ciertas distancias con la estrategia negociadora de Podemos y a principios de agosto hizo pública una carta en la que defendía alcanzar con el PSOE un acuerdo programático para evitar nuevas elecciones. Sin embargo, con posterioridad todo Unidas Podemos coordinó posiciones y hasta el día en el que las negociaciones saltaron por los aires se mantuvo la cohesión.

En el PSOE miran ahora con una mezcla de expectación y prevención el salto del partido de Íñigo Errejón a la escena nacional. Por un lado, entienden que a quien más daño puede hacer es a Podemos y tienen esperanzas de que, tras los comicios, su presencia facilite el acuerdo. Pero en el partido gubernamental también hay quien admite que Más Madrid puede pescar en su mismo caladero de votos y mermar la capacidad de crecimiento que ya anticipaban a Sánchez los sondeos.