La Seguridad Social suma 155.000 afiliados más y vuelve a superar la barrera de los 19 millones

La Seguridad Social suma 155.000 afiliados más y vuelve a superar la barrera de los 19 millones

El paro cae en 33.956 personas, aunque lo hace con el descenso más bajo en este mes desde 2014

Lucía Palacios
LUCÍA PALACIOSMadrid

Marzo es tradicionalmente un buen mes para el mercado laboral español y así ha sido este año, pese a que la Semana Santa se ha retrasado hasta abril. En el tercer mes de 2019 se crearon 155.104 empleos, un crecimiento ligeramente superior al del año anterior (pese a que entonces sí se benefició del periodo vacacional en este mes), con lo que la Seguridad Social vuelve a recuperar la barrera de los 19 millones de afiliados que se perdió en enero, según los datos difundidos este martes por el Ministerio de Trabajo.

También se consiguió reducir el número de parados registrados: 33.956 menos que en febrero, de forma que el número total de desempleados se reduce hasta los 3.255.84. Sin embargo, el dato del paro sí es peor que el del ejercicio precedente (aunque el año pasado influyó la Semana Santa) y, de hecho, la menor reducción de los últimos cinco años, hasta el punto de que representa casi la mitad que el descenso de 2015 (-60.214).

El desempleo bajó principalmente gracias al sector servicios, donde se redujo en 32.401 personas, aunque el ritmo de caída (-1,4%), fue ligeramente inferior al que registró la construcción (-1,71% y 4.555 parados menores), y la industria (-1,41% y 4.000 menos). Por el contrario, en la agricultura se sumaron 1.722 desempleados más y otros 5.278 en el colectivo sin empleo anterior. Todas las comunidades autónomas salvo La Rioja tuvieron descensos, pero en mayor medida en Andalucía (-8.040), Valencia (-5.200) y Baleares (-3.364).

El empleo, por su parte, mejoró en todos los sectores, aunque de nuevo la hostelería estuvo a la cabeza, con 57.401 afiliados más, seguido de la construcción, con 14.986 ocupados y el sector con mayor alza interanual (10,1%); de las actividades sanitarias y servicios Sociales (9.957); educación (8.160); administración pública y defensa (7.503); actividades administrativas y servicios auxiliares (7.355) e industria manufacturera (7.147).

Así, se acelera el crecimiento interanual hasta una tasa de nuevo cercana al 3% (2,92%) y la cifra total de afiliados alcanza los 19,04 personas, después de ganar 541.489 cotizantes en los últimos doce meses. El crecimiento del Régimen General, el de los asalariados, es superior y se eleva hasta el 3,44%, el mayor nivel desde octubre pasado, y muy por delante del avance del Régimen Especial de Trabajadores Autónomos, que ganó un 0,45% de trabajadores, pero la mejor tasa desde mayo pasado. Sin embargo, si se hace balance del primer trimestre, el optimismo se reduce un poco: se perdieron 71.000 afiliados respecto al cuarto trimestre de 2018, lo que supone una caída mayor que el primer trimestre de 2018, cuando fueron 54.000 cotizantes menos.

Otro de los datos negativos de esta estadística tiene que ver con la calidad del empleo, puesto que la contratación indefinida ha acelerado su caída interanual -pese a recuperarse ligeramente en marzo-, la segunda consecutiva después de cinco años de subidas, con lo que se sitúa ya en el 7,04%, casi cuatro puntos más que la de febrero, al mismo tiempo que creció la contratación temporal un 5,27% respecto al mismo mes de 2018. Es decir, en la actualidad hay 13.627 empleos fijos menos que un año atrás.

Desde el Gobierno niegan que que se esté dando una desaceleración también en el empleo y la secretaria de Estado de Empleo, Yolanda Valdeolivas, habló de un «comportamiento claramente positivo en nuestro mercado laboral en términos de incremento del empleo y descenso del paro, que no varía su favorable y sostenida tendencia de los últimos meses». De igual manera se manifestó el secretario de Estado de la Seguridad Social, Octavio Granado, que explicó que «no estamos perdiendo fuerza, sino que ahora tenemos un componente mucho más llamado a la estabilidad», por lo que pidió hablar más de «consolidación» que de «desaceleración».

Más información