Una avería en un tren Alvia deja 'tirados' en La Robla a 450 pasajeros en la tarde del domingo

Nueva avería en la rampa de Pajares: 450 pasajeros afectados

«Parece que tiene la cafetería ardiendo», señala un viajero del tren Asturias-Madrid-Alicante

Ramón Muñiz
RAMÓN MUÑIZGijón | León

El Alvia que salió de Gijón a las 14.12 horas con destino en Alicante sufrió una avería cuando circulaba por la rampa de Pajares. A la altura de Navidiello la unidad tuvo un problema eléctrico. Trató de retomar la ruta pero volvió a quedarse sin energía en Villamanín. En el ferrocarril viajaban 159 clientes. «Parece que tiene la cafetería ardiendo (se oyen explosiones)», explicó en redes sociales el viajero Bernardo Castro.

Para dar respuesta a la situación, Renfe acordó recolocarlos en otro servicio que estaba en ese momento haciendo el trayecto Madrid-Gijón. A los 291 viajeros que iban en él se los apeó en La Robla, para trasbordarlos hasta sus respectivos destinos mediante autobuses. Una vez liberada la unidad, el ferrocarril recogió al pasaje del tren averiado. «A 4º esperando en La Robla a cambiar de tren para llegar a Madrid después de casi una hora de retraso», comentaba en redes sociales otra de las viajeras.

En total son 450 los viajeros afectados. El tren que circula hacia Madrid y Alicante lo hace con una demora inicial de unos 90 minutos sobre el horario previsto