De Santiago-Juárez cree que al pacto PP-Cs le «han tenido que echar mucha inteligencia y mucha sangre fría»

José Antonio de Santiago-Juárez López./Rodrigo Jiménez
José Antonio de Santiago-Juárez López. / Rodrigo Jiménez

Considera que el acuerdo que cimentará un gobierno autonómico bicolor, mitad azul, mitad naranja, es «muy positivo» para Castilla y León

Susana Escribano
SUSANA ESCRIBANO

El vicepresidente de la Junta y portavoz del Gobierno de Juan Vicente Herrera, José Antonio de Santiago-Juárez, ha alabado el acuerdo por el que Cs hará posible que Alfonso Fernández Mañueco presida el Gobierno de Castilla y León y ha asegurado que los negociadores han tenido que «echar mucha inteligencia, mucho sentido común y mucha sangre fría» para lograrlo.

De Santiago-Juárez, en la que ha sido su última comparecencia ante los medios de comunicación como vicepresidente, consejero y portavoz de la Junta [el Bocyl publicará en su edición de mañana, viernes, 14 de junio, su cese para tomar posesión como concejal de Valladolid], ha calificado de «francamente bueno» el preacuerdo por el que Mañueco presidirá la Junta, Francisco Igea será el vicepresidente y habrá un gobierno, en principio, con reparto paritario de consejerías entre PP y Cs. El lote incluye además, que el partido naranja ponga a sus candidatos al frente de las alcaldías de Palencia y Burgos, gobierne alguna de las diputaciones de Castilla y León y plantee vetos a la continuidad de presidentes de otras, como es el caso de Jesús Julio Carnero, en Valladolid.

Más información

El vicepresidente de la Junta enmarcó el acuerdo en la respuesta correcta a la «foto que han hecho los ciudadanos» que, según su entender, «han pedido que nos entendamos y acordemos». José Antonio de Santiago-Juárez ha vaticinado que ese Gobierno mixto, azul y naranja, será «bueno para Castilla y León». Ha remarcado que con el escrutinio (PSOE 35 escaños, PP 29, Cs 12, Podemos 2, UPL 1, Vox 1 y Por Ávila 1) se «intuye» que los votantes quieren el acuerdo.

«Negociar es acercar posturas», ha apuntado el dirigente del PP, que ha bromeado con el principio de la diplomacia vaticana que defiende que un acuerdo debe regirse por la máxima de «los otros salgan con lo nuestro». O lo que es lo mismo, que asuman 'nuestras' peticiones en esa negociación.

Preguntado sobre si Juan Vicente Herrera hubiera permitido que un pacto que afecta a Castilla y León se cierre en Madrid, por dirigentes nacionales de los partidos implicados, el portavoz de la Junta ha asegurado desconocer ese extremo. «No es esa la información que tengo. Cada cual tiene su forma de negociar, pero lo que me importa es el fruto de ese acuerdo y es muy positivo para Castilla y León», ha subrayado. También se ha mostrado convencido de que el «equipo negociador liderado por Alfonso Fernández Mañueco» ha sido el que «ha tejido» el acuerdo.