El PP rechaza la propuesta socialista para «combatir el terrorismo machista» y «avanzar» en igualdad

La procuradora socialista Ana María Agudiez durante su intervención en el Pleno de las Cortes de Castilla y León./Leticia Pérez / ICAL
La procuradora socialista Ana María Agudiez durante su intervención en el Pleno de las Cortes de Castilla y León. / Leticia Pérez / ICAL

La propuesta socialista contemplaba la necesidad de «redoblar» los esfuerzos contra la violencia machista y mantenerla como «prioridad política y democrática»

ICALValladolid

El Grupo Parlamentario Popular rechazó este miércoles la propuesta socialista planteada hoy en el pleno de las Cortes para «combatir el terrorismo machista» y tomar medidas que permitan «avanzar» en igualdad y contra la violencia machista. La procuradora socialista, Ana María Agudiez, resaltó que el Gobierno de Pedro Sánchez ha hecho en estos meses en defensa de la mujer «más que Rajoy en ocho años y que el PP de Castilla y León en 32 años», lo que ha permitido pasar «de los viernes negros a los viernes sociales».

Agudiez acusó tanto al PP como a Ciudadanos de haber perdido «su credibilidad», entre otras cosas por haber sido capaces de pactar con un partido de ultraderecha que quiere derogar la Ley contra la Violencia de género, y les acusó de haber rechazado «los presupuestos más feministas de la democracia». Según la procuradora socialista, los 'populares' «no tienen ni idea de lo que es la igualdad porque no creen en ella».

La propuesta socialista contemplaba la necesidad de «redoblar» los esfuerzos contra la violencia machista y mantenerla como «prioridad política y democrática». Desde el PSOE se abogó por que las mujeres elijan su maternidad «libremente», por lo que advirtieron de que no permitirán que se ponga «en riesgo» el derecho al aborto. Uno de los puntos contemplados en la propuesta de los socialistas era el rechazo a los 'vientres de alquiler' al entender que «socava» los derechos de las mujeres, en especial de «las más vulnerables», mercantilizando sus cuerpos.

La procuradora de Ciudadanos, Belén Rosado, pidió la votación de este punto de manera separada, algo que aceptó el PSOE, quien rechazó su retirada para obligar a la formación 'naranja' «a retratarse» en lo que insistió que es «un acto mercantilista». En la vota en separado de este punto de la propuesta, tanto Ciudadanos como el PP votaron en contra del rechazo a esta posibilidad de los 'vientres de alquiler'.

De cualquier forma, Rosado ratificó el compromiso «firme y rotundo» de la formación con las mujeres, y aunque estimó que se han dado «muchos pasos», Rosado advirtió de que «hay muchos más que dar», además de aplicar medidas en empleos y educación.

Por parte de Podemos, la procuradora Laura Domínguez avanzó que las mujeres están dispuestas a «tomar el pulso» para que no se reviertan los derechos conseguidos, y aseguró que las políticas de igualdad han pasado a formar parte «de la agenda de forma prioritaria». Además, se negó a los 'vientes de alquiler' porque defendió que es un aspecto que va en contra de «las mujeres más pobres», dijo.

Desde IU, José Sarrión trasladó el rechazo «tajante» al fenómeno de la prostitución y de los 'vientres de alquiler' porque suponen «una mercantilización del cuerpo de las mujeres», algo que Sarrión tachó de «inaceptable». Aunque Sarrión avanzó el respaldo a la propuesta socialista, criticó el Pacto contra la Violencia de Género, que aunque es necesario, a su juicio tendría que ser «más ambicioso» y llegar «más lejos».

La procuradora 'popular', Mar González Pereda, reconoció estar «a favor de casi todas las propuestas» aunque rechazó la utilización de la lucha por la igualdad como «arma de enfrentamiento político». Pereda denunció que la igualdad no se encuentra «detrás de una pancarta» y acusó a los socialistas de practicar «un feminismo totalmente sectario» frente a un PP que lleva muchos años trabajando en políticas de igualdad «de forma continuada y transversal».