Demetrio Madrid acusa a la derecha de secuestrar la autonomía de Castilla y León en los despachos de Madrid

Demetrio Madrid, el primer presidente de la Junta de Castilla y León. / S. Santos

El primer presidente de la Junta asegura que la comunidad no se merece la derecha que tiene y entiende que era el momento de llevar a cabo la necesaria renovación de «personas e ideas» para acabar «con muchos vicios»

A. CUBILLAS
A. CUBILLASLeón

33 años después de que cesara como primera presidente de Castilla y León, Demetrio Madrid no oculta su honda preocupación por el momento político que está viviendo la comunidad como consecuencia del pacto PP-Cs.

Una comunidad que, como consecuencia, va a perder una oportunidad importante para esa renovación «necesaria», no solo de las personas, sino también de las ideas y de los proyectos para hacer de «Castilla y León, que está dando marcha atrás, una comunidad viva».

Por ello, Madrid no ocultó su apoyo «sin ninguna reserva» a la opción socialista de Luis Tudanca para que gobierne la comunidad. «Después de 32 años ya está bien porque se han acumulado muchos vicios y debería llegar el momento de hacer un cambio importante como ocurrió ahora hace 36 años».

Si bien, para Madrid la mayor preocupación está en la pérdida del concepto de «autonomía» que está sufriendo Castilla y León, al ser las direcciones de los partidos desde los despachos de Madrid los que deciden cuál es la conformación de los órganos, empezando por el propio gobierno de la comunidad y las Cortes.

Algo que, a su juicio, es un «claro y gravísimo retroceso. Es mi preocupación fundamental, luego hay otras, porque es como retroceder a la situación preconstitucional, cuando la derecha quería como modelo de comunidad una mancomunidad de diputaciones, y, ahora ni si quiera eso. Porque ahora ya lo deciden todo desde Madrid. Esta derecha que tenemos no nos la merecemos».