Tres detenidos por la presunta violación grupal a una menor de 15 años en un parque de Murcia

Zona del parque de Murcia donde tuvo lugar la presunta violación de la menor./VICENTE VICÉNS/ AGM
Zona del parque de Murcia donde tuvo lugar la presunta violación de la menor. / VICENTE VICÉNS/ AGM

La chica sostiene que instó a sus amigos a parar en las prácticas sexuales y que, pese a ello, consumaron la penetración

RICARDO FERNÁNDEZMurcia

Dos menores de edad y un joven de 20 años han sido arrestados por agentes de la Policía Nacional como sospechosos de la supuesta violación en grupo de una chica de 15 años de edad, que se habría producido días atrás en un parque del casco urbano de Murcia. El principal cometido de los especialistas del Grupo de Menores (Grume) de la Jefatura Superior de Policía de Murcia radica en establecer si la adolescente, quien a priori podría haber accedido a mantener relaciones sexuales con alguno de los miembros del grupo, manifestó finalmente su voluntad expresa de no continuar con esos contactos, lo que habría sido ignorado por los tres jóvenes ahora investigados.

Fuentes próximas a estas diligencias explicaron a 'La Verdad' que los hechos se habrían producido el pasado 18 de abril en un parque cercano al pabellón de deportes de la avenida Juan Carlos I, donde la chica se habría citado con su exnovio y con un amigo de este para charlar un rato y consumir bebidas alcohólicas. En apariencia, según algunas evidencias que habría recabado ya la Policía, la menor de edad podría haberles hecho saber de su intención de mantener algún tipo de relación sexual con ellos, incluso a través de mensajes intercambiados en una conocida red social.

Es más, podría haber sido incluso la chica quien se acercó hasta un establecimiento regentado por ciudadanos chinos para adquirir una botella de bebida de alta graduación y una caja de preservativos.

Dos de los sospechosos también son menores de edad, mientras que el tercero tiene 20 años

Mientras los tres menores de edad -esto es, los dos adolescentes y su amiga- se encontraban bebiendo y hablando en el parque, se presentó en el lugar un joven de mayor edad, de unos veinte años, quien se incorporó al grupo y presuntamente se les unió mientras se dirigían hacia la entrada a un aparcamiento cercano. En apariencia, el propósito de los más jóvenes era consumar las relaciones sexuales en una especie de rellano de ese acceso al parking público.

Sin embargo, por las razones que fuera, la menor habría manifestado en un momento dado su voluntad de no continuar con esas prácticas y, a pesar de habérselo hecho saber a los tres chicos con expresiones como «para» o «no», asegura que estos culminaron el acto sexual uno tras otro. Al hecho de la evidente superioridad física de los varones se sumaría, en este caso, que la adolescente se encontraba bajo los efectos del consumo de alcohol, que ahora se tratará de determinar hasta qué extremo pudieron reducir su capacidad de resistirse a la presunta agresión sexual.

Las fuentes mencionadas indicaron que los dos menores de edad fueron interrogados por los funcionarios del Grume a lo largo de la jornada de este martes, en calidad de detenidos, tras acudir a las dependencias de la Jefatura de Policía acompañados de sus padres. Tras prestar declaración quedaron en libertad, bajo la custodia de sus progenitores y con la expresa prohibición de intentar ponerse en contacto o aproximarse a la chica.

Los agentes también habrían localizado ayer mismo al tercer sospechoso, el joven de veinte años, quien estaba perfectamente identificado desde los primeros momentos.

Varios preservativos

Mientras tanto, miembros de la Policía científica han realizado una inspección ocular en el rellano de la entrada al aparcamiento en el que presuntamente tuvieron lugar esos hechos, lo que ha permitido encontrar varios preservativos y otros vestigios que serán enviados a analizar. Los propios menores de edad han sido sometidos a extracciones de ADN, cuyo resultado se cotejará con el que ofrezcan las determinaciones sobre los objetos hallados en la zona.

Las investigaciones están siendo coordinadas por la Fiscalía de Menores, que deberá pronunciarse en los próximos días acerca de si procede solicitar alguna medida cautelar contra los dos adolescentes señalados por esta supuesta agresión sexual, aunque la decisión final corresponderá al juez de Menores. El mayor de edad será puesto a disposición del juez de guardia.