El PP aviva el miedo a que Sánchez entregue la política económica a Podemos

Pablo Casado, líder del PP. /Efe
Pablo Casado, líder del PP. / Efe

Casado confía en que Bruselas «tumbe» unos Presupuestos «suicidas» para España mientras Ciudadanos reduce las cuentas a papel mojado

Nuria Vega
NURIA VEGAMadrid

El panorama que dibuja el PP es el de la catástrofe. Los populares se han apresurado a advertir sobre los riesgos que podría acarrear para la economía el pacto presupuestario alcanzado entre Pedro Sánchez y Pablo Iglesias en vísperas de que el Gobierno entregue a Bruselas las líneas maestras del proyecto. «O la Comisión Europea tumba estos Presupuestos o estos Presupuestos tumban a España», ha censurado sin concesiones el presidente del partido, Pablo Casado.

En el argumentario del PP se evoca la gestión de la crisis que lideró José Luis Rodríguez Zapatero como una forma de asociar PSOE y recesión. La manera más directa de avivar el miedo a un nuevo periodo de dificultades económicas si Sánchez sigue al frente de la Moncloa. Cada dirigente emplea su fórmula, pero todos coinciden en esta idea fuerza. «El acuerdo es la semilla de la próxima crisis en España», ha concluido la portavoz en el Congreso, Dolors Montserrat.

Pero, además, los conservadores encuentran en la firma con Iglesias un elemento añadido para encender las alarmas y asociar a Sánchez con los «más radicales». «Con Podemos dirigiendo la política económica, en pocos años estamos como en Venezuela, pasando hambre», ha llegado a publicar en Twitter el portavoz en el Senado, Ignacio Cosidó.

Y aún faltaba el factor independentista. El PP no ha pasado por alto que el Gobierno necesitará acordar también con los partidos catalanes para superar el trámite del Congreso. «Creo que es una tomadura de pelo que en España haya dos vicepresidentes: Torra e Iglesias, que está decidiendo cómo hipotecar el futuro de los españoles con unos Presupuestos imposibles, irresponsables y suicidas», ha resumido Casado.

El líder del PP ha revisado los principales puntos con los que discrepa: no está conforme con las subidas de impuestos ni con la expansión del gasto cuando «hace falta amortizar deuda y acabar con el déficit».

El cuarto oscuro

También Ciudadanos asegura contar con un proyecto «antagónico» al de Sánchez, que se parece más, denuncia Toni Roldán, a un «Presupuesto alternativo de Podemos que a uno viable y sensato». En todo caso, el portavoz económico de los liberales ha insistido en que estas cuentas son «papel mojado» mientras al Ejecutivo le falten 25 escaños más en el Congreso: «Firmar un papelín en un cuarto oscuro con Iglesias es muy fácil, lo difícil es cuadrar una mayoría y los objetivos de déficit que marca Bruselas».

Más información

 

Fotos