'El Patatero' buscaba lograr contratos de la recaudación en Oviedo, Gijón y el Principado

'El Patatero' buscaba lograr contratos de la recaudación en Oviedo, Gijón y el Principado
La oficina municipal de Recaudación, instalada en los bajos de la Casa Consistorial. / M. ROJAS

El empresario afirma que tuvo una reunión con el alcalde y un concejal, que ambos desmienten, y que le dijeron que el IAE lo hacía el Principado

CECILIA PÉREZ / GONZALO DÍAZ-RUBÍN OVIEDO.

¿Cuánto hay de verdad en las afirmaciones de un presunto delincuente? Ángel Luis García, 'El Patatero', afirma en una de las conversaciones intervenidas por la UDEF durante la investigación de la 'operación Enredadera' que se reunió con el «concejal y estuve con Venceslao (con una 'v' sencilla en la transcripción de los agentes), con el alcalde de Oviedo reunido y lo tienen todo cedido al Principado de Asturias, toda la recaudación del IAE la hace el Principado».

La segunda parte es cierta. El Ayuntamiento acabó por ceder la gestión de este impuesto (y también de la 'Viñeta') al Ente de Servicios Tributarios cuando intentaba remunicipalizar toda la recaudación, pero el hecho dista de ser un secreto de Estado. Fue polémico, público y notorio. Tanto fuentes de Alcaldía, como de la concejalía de Economía, a la que parece referirse 'El Patatero', tras revisar las agendas de los últimos tres años, confirmaron que no les consta ninguna reunión con el empresario ni tampoco llamadas telefónicas o comunicaciones por correo.

Para saber que la recaudación del IAE de Oviedo la hace el Principado tampoco hace falta, pero a Ángel Luis García le interesan la de Oviedo, la de Gijón e incluso entrar con «la Consejería de Economía del Principado», porque, a través de su empresa Integración de Servicios Administrativos (IS) pretende seguir «a tope, porque hemos firmado con Infaplic», una empresa de aplicaciones informáticas para la administración radicada en Getafe y con un cuarto de siglo de actividad.

El empresario explica que «hemos firmado con Aitor», que podría ser el apoderado de Infaplic, «lo de los IAEs, pero a través de la Consejería de Economía del Principado de Asturias». Parece una operación similar a las que ha intentado con otros contratos públicos: firmar un acuerdo con una empresa, intentar lograr contratos para ella -en este caso para servicios tributarios- con sus contactos, y, en caso de tener éxito, cobrar de la firma.

Así operó la presunta trama cuando pretendía hacerse con el contrato del DRM, de los semáforos, cuya participación le reportó a Ángel Luis García 284.000 euros, o el de modernización policial, para el que pretendía comprar una parte de Gespol junto a José Luis Ulibarri, tras lograr «el compromiso» de «'el poli'» (José Manuel López, el cesado comisario principal de la Policía Local) de que le iba a dar el contrato.

Críticas a Somos

«No se puede estar en misa y repicando». Este es el mensaje que lazó ayer el alcalde, Wenceslao López, a su socio de gobierno de Somos, pero también a Foro en relación con el 'caso Enredadera'. López apeló al «rigor» y a no dejarse arrastrar por la «ansiedad» y el «nerviosismo». Afeó la postura de Somos, al que acusó de querer sacar «rédito político» de este asunto.

Críticas que también hizo extensivas a Foro que solicitó al Ayuntamiento la creación de una comisión de investigación «en relación con las personas y empresas investigadas» en el 'caso Enredadera'. «Siempre hay alguien que intenta sacar rédito político de estas actuaciones, algo que yo, como alcalde, lamento porque se requiere el máximo rigor y no enredar para hacer mayor enredadera», ironizó el alcalde sobre Somos, tras la recepción a un grupo de artistas chinos de visita en la ciudad.

López no ocultó su malestar tras la postura tomada por Somos, que ha exigido a sus socios más diligencia en la lucha contra la corrupción y otras medidas como la designación de directores generales. «Hay comportamientos que, para hacerlos, hay que hacerlos desde la oposición porque estando en el gobierno no se puede hacer oposición», zanjó López.

Preguntado sobre la posibilidad de ser llamado en calidad de investigado por parte de la defensa del ex jefe de la Policía Local, el alcalde aseguró tener la conciencia tranquila porque no tiene nada que ocultar. «Que me llame quien quiera. Tengo tal tranquilidad que me puede preguntar lo que le dé la gana», afirmó y defendió las actuaciones llevadas a cabo por el equipo de gobierno para «actuar con mano firme y pisar seguro» para resolver «esos hechos de corrupción con la máxima seguridad y legalidad».

 

Fotos