https://static.leonoticias.com/www/menu/img/local-leon-desktop.jpg

Pablo Fernández se muestra «optimista» y confía en un acuerdo con libertad de voto y una auditoría para León capital

El secretario general de Podemos en Castilla y León, Pablo Fernández, llega a la sede de la capital leonesa. / Foto: Peio García | Vídeo: Sandra Santos

El líder de Podemos en Castilla y León ha insistido en la importancia de la opinión de las bases y considera que Nicanor Pastrana es «un hombre de partido que pondrá por encima de todo los votos de los inscritos»

I. SANTOS
I. SANTOSLeón

El acuerdo del Ayuntamiento de León entre Podemos Equo y el PSOE podría ser una realidad con dos parámetros que los primeros piden y los segundos rechazan. Unas negociaciones que parecen no moverse desde hace semanas, pero que Pablo Fernández considera que son «salvables».

El líder de Podemos en Castilla y León se muestra «optimista» y cree que el actual alcalde, José Antonio Diez «sabrá valorar un concejal de una fuerza política progresista en el ayuntamiento, para no tener que buscar votos en el PP».

Fernández ha remarcado que la alcaldía de la capital ha tenido, durante años, «políticas de derechas», pero este años las elecciones han mostrado que «los leoneses quieren un gobierno progresista y así lo han votado».

Los puntos de la discordia

Pablo Fernández ha recordado que la no disciplina de voto y una auditoría del Ayuntamiento de León son las dos peticiones de los inscritos de Podemos que se piden para entrar a formar parte del equipo de Gobierno de la capital.

Dos puntos que han sido de especial dificultad en las negociaciones entre ambos partidos ya que el PSOE ha remarcado en las últimas semanas que no está dispuesto a ceder.

A este respecto, Fernández ha recordado al alcalde que «lo normal en un equipo de Gobierno es que se vaya al compás, pero puede haber divergencias». Estos puntos que la formación morada no comparte con el Partido Socialista, como el caso de las luminarias de la capital, se deben entender «como una opinión diferente» y el respeto a las bases e ideales del partido.

«Creo que el alcalde entenderá que en aspectos puntuales pueda haber divergencias y que votemos lo que notemos oportuno», zanjó Fernández este tema.

Las razones de José Antonio Diez para no conceder una auditoria externa a Podemos, son la cuestión económica y la actual revisión de las cuentas de la capital por parte del Tribunal de Cuentas. En respuesta al actual alcalde, Pablo Fernández ha recordado «la opacidad y falta de transparencia que ha vivido el Ayuntamiento de León», insistiendo en que «una fuerza política como la nuestra considera una auditoria necesaria».

Fernández también ha explicado que «hay bastantes formulas para llegar a un acuerdo» y aseguró que Podemos no busca sillones, pero estas dos peticiones «son dos cuestiones de sentido común y muy sensatas».