El PCE denuncia que médicos leoneses atienden a 90 pacientes diarios en 6 minutos de consulta

Manifestación en Valladolid del pasado año.

La representación de la provincia de León en la manifestación en defensa de la sanidad pública en Valladolid alcanzará los diez autobuses, una cifra similar a la del pasado año

RUBÉN FARIÑASLeón

La sanidad pública en la provincia de León en el último año «ha empeorado» a pesar de las constantes reclamaciones de las plataformas y algunas formaciones políticas.

Así lo asegura el Partido Comunista, quien ha invitado a los leoneses a participar en la manifestación que este sábado recorrerá las calles de Valladolid bajo el lema 'Nos duele la Sanidad'.

Diez autobuses partirán desde la provincia, una cifra similar a la del pasado año, para denunciar ante la Consejería de Sanidad «la privatización encubierta del sistema».

Problemas en la provincia

Carmen Franganillo, secretaria de organización del PCE, ha analizado el estado de la sanidad en la provincia, donde aumentan las listas de espera, falta material -incluso insulina-, y cuya deuda sanitaria se ha multiplicado por once en Castilla y León.

«Los sectores más afectados por los recortes están siendo las personas con rentas más bajas, discapacitados, enfermos crónicos y mayores», ha afirmado la candidata a la Alcaldía de León, que apuntaba a las condiciones laborales de los médicos, con una duración media de consulta de seis minutos y atendiendo a 90 pacientes diarios.

Misma línea ha mantenido Rubén Darío, secretario provincial del PCE, que denunciaba cómo en León «se derivan pacientes a la sanidad privada, como al Hospital San Juan de Dios, y el Hospital de León tiene cerrada la planta 12 y la mitad del Monte San Isidro. Es una privatización encubierta regada con dinero público».

En el medio rural

El estado de la sanidad rural es todavía peor, apuntan, con cierre de consultas, cambios inesperados de horarios, falta de consultas de pediatría y saturación en la atención primaria.

«Necesitamos pediatría en la sanidad rural; la atención primaria se está desmontando a favor de la atención hospitalaria, que es donde está el negocio».

Por todo ello, el Partido Comunista reclama que las plataformas sanitarias cuenten con «voz y voto» en los consejos de salud locales y que se incorpore a los ganaderos y agricultores. También exigen derogar las privatizaciones al Gobierno de España y que apuesten por la perspectiva de género y promover la equidad en diagnóstico.

 

Fotos