Venezuela deporta al periodista español y los otros dos colombianos detenidos

Algunos de los periodistas detenidos por las autoridades de Venezuela. A la derecha, el reportero español Gonzalo Domínguez. / EFE

El Gobierno de Maduro les acusa de carecer de acreditación oficial para trabajar como infomadores en el país

AGENCIASMadrid/Caracas

Los tres reporteros de la agencia Efe que fueron detenidos este miércoles por el servicio de inteligencia de Venezuela, los colombianos Mauren Barriga y Leonardo Muñoz, y el español Gonzalo Domínguez, fueron liberados este jueves y se encuentran en proceso de deportación a Colombia. Se desconocía si ha sido liberado el conductor que acompañaba a Muñoz, José Salas, de nacionalidad venezolana.

Los reporteros fueron trasladados esta mañana a la sede del Servicio de Identificación, Migración y Extranjería (Saime) en el centro de Caracas donde fueron sometidos a un examen médico y después estaba previsto su trasladado al aeropuerto internacional Simón Bolívar ubicado a unos 30 minutos de la capital venezolana, pudo confirmar Efe.

Muñoz, fotógrafo, fue detenido al mediodía del miércoles cuando recorría junto a Salas las protestas que fueron convocadas por el Parlamento opositor en Caracas y no se conoció de su paradero hasta las 21:30 horas, cuando el Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin) detuvo a los otros corresponsales.

Barriga y Domínguez fueron esperados por cinco agentes del Sebin fuertemente armados en el hotel donde se hospedaban en un barrio del este de Caracas y trasladados a la sede de este cuerpo de seguridad conocida como Helicoide en el oeste de la ciudad.

Los abogados de Efe intentaron sin éxito que los agentes del Sebin se identificaran y aunque en un principio aseguraron que la directora de Efe en Caracas, Nélida Fernández y los defensores podrían acompañar a los reporteros en la sede del Sebin, el paso fue impedido por una decena de funcionarios al llegar al Helicoide. La falta de acreditación ante los organismos del Estado venezolano es el argumento del Sebin para detener a los corresponsales.

Sin embargo, tras su llegada al aeropuerto venezolano, los reporteros informaron al Sebin y a los funcionarios de migración en Venezuela que se disponían a trabajar como periodistas de refuerzo en la delegación de Efe Caracas y les permitieron el acceso al país.

De otros países

Decenas de periodistas internacionales llegado a Venezuela para cubrir de cerca los acontecimientos que se producen en el marco de la crisis política que afecta al país que se agudizó el pasado 23 de enero cuando el jefe del Parlamento, Juan Guaidó, anunció que asumía las competencias del Ejecutivo como presidente interino.

Además de los periodistas de EFE, las fuerzas de seguridad venezolanas detuvieron a otros dos franceses y dos colombianos, mientras que dos chilenos fueron deportados el miércoles tras pasar 14 horas bajo custodia de las autoridades, que también retuvieron a otros dos informadores venezolanos.

Los dos franceses Baptiste des Monstiers y Pierre Caillé, detenidos el pasado martes, también fueron liberados este jueves y se disponían a regresar a París, según ha anunciado el programa de televisión para el que trabajan. «Feliz de anunciaros que han sido liberados y estarán muy pronto de vuelta a París», ha anunciado el programa 'Quotidien' en su cuenta en Twitter, sin dar más detalles sobre las circunstancias en las que se ha producido la liberación.

Junto con ellos fue detenido Rolando Rodríguez, su productor en el país, ha denunciado el Sindicato Nacional de Trabajadores de la Prensa (SNTP) de Venezuela. «Se perdió contacto con ellos» cuando cubrían una vigilia en apoyo al presidente Nicolás Maduro, ha agregado la organización gremial. «Es difícil decir más a riesgo de empeorar su situación. Pensamos en ellos», publicó la cuenta en Twitter 'Quotidien'.

El martes por la noche también fueron detenidos en las cercanías de Miraflores dos reporteros del canal público chileno TVN, Rodrigo Pérez y Gonzalo Barahona, junto con los comunicadores venezolanos Maikel Yriarte y Ana Rodríguez, quienes los acompañaban.

El gobierno de Maduro ordenó la deportación de Pérez y Barahona tras «inexplicables 14 horas de detención», informó el canciller chileno, Roberto Ampuero. Yriarte y Rodríguez fueron previamente liberados.

Yriarte dijo que las autoridades alegaron que los reporteros se encontraban en una «zona de seguridad». «Es lo que hacen las dictaduras: pisotear la libertad de prensa», escribió Ampuero en Twitter.

El fotógrafo de EFE fue privado de la libertad cuando se dirigía a cubrir protestas opositoras en el oeste de Caracas.

El canciller colombiano, Carlos Holmes Trujillo, rechazó el arresto y pidió su «liberación inmediata». «Exigimos respeto a la vida» de Muñoz, indicó en Twitter.

Según EFE, al ingresar por el aeropuerto internacional Simón Bolívar de Maiquetía, que sirve a la capital, sus colaboradores «declararon la labor periodística que iban a realizar».

«Se los llevaron después de pedirles que recogieran sus cosas y de asegurarnos, a mí y a los abogados de EFE, que íbamos a poder estar con ellos en el Sebin, cosa que no sucedió porque nos cerraron la reja cando intentamos seguirlos», relató Fernández. Los agentes adujeron que necesitaban «entrevistarlos», añadió.

El Gobierno pide la liberación

«El gobierno de España rechaza enérgicamente la detención en Caracas de cuatro miembros de un equipo de la agencia EFE por efectivos del SEBIN», el Servicio Bolivariano de Inteligencia, indicó en un comunicado el ministerio español de Asuntos Exteriores.

El ministerio español explicó que la embajada en Caracas «está haciendo todas las gestiones necesarias para lograr su liberación a la mayor brevedad», y añadió que «exige a las autoridades competentes su inmediata puesta en libertad».

Más información

 

Fotos