El Ibex-35 cierra plano tras el alivio del Supremo a la banca

Bolsa de Madrid./EFE
Bolsa de Madrid. / EFE

El valor más rentable fue Viscofán, con un 2,48%, mientras que Red Eléctrica, Iberdrola, Telefónica y Amadeus ganaron más de un punto

CRISTINA VALLEJOMadrid

El Ibex-35 arrancó la jornada otra vez sin mucho ánimo alcista y pronto empezó a perder posiciones. El selectivo español marcaba mínimos intradiarios por debajo de los 8.800 puntos pasadas las doce de la mañana. Pero a partir de ese momento empezó a recuperar terreno para entrar en positivo pasadas las dos de la tarde. Al cierre de la jornada daba un último cambio en los 8.892,1 puntos, lo que supone un avance de apenas un 0,03%.

Uno de los elementos determinantes del día para que el índice español terminara la jornada en positivo fue la novedad procedente del Tribunal Supremo. Éste convocará un pleno formado por 31 miembros para confirmar o anular la sentencia hecha pública este jueves en la que determinaba que son las entidades bancarias las que deben abonar el Impuesto sobre Actos Jurídicos Documentados en las escrituras públicas de préstamo con garantía hipotecaria y no los clientes. El Supremo deja en suspenso, pues, la sentencia que ayer provocó severísimas caídas en las acciones bancarias.

La noticia provocó que los valores financieros, que estaban en rojo, se dieran la vuelta y entraran en positivo en cuanto se conoció la noticia, pasadas las dos de la tarde. Aunque no todos ellos cerraban en verde, ya que aún no se sabe cómo concluirá el litigio. Así, BBVA se anotaba un 0,99%, mientras que Bankinter y CaixaBank avanzaban un 0,68% y un 0,66%, respectivamente, mientras que Bankia se apuntaba un 0,10%. Pero en negativo terminaba el Sabadell, que bajaba un 0,13%, mientras que el Santander cedía un 0,33%.

Mucho mejor que las entidades financieras se comportaron otros valores. Así, el más rentable fue Viscofán, que se apuntó un 2,48%. Mientras, Red Eléctrica, Iberdrola, Telefónica y Amadeus ganaron más de un punto porcentual.

En negativo, el peor fue ArcelorMittal, que bajó casi un 4%, seguido de IAG, que retrocedió un 3,57%. Acerinox e Indra bajaron más de dos puntos porcentuales. Entre los 'blue chips', números rojos para Repsol e Inditex, que se dejaron un 1,42% y un 1,06%, respectivamente.

Tranquilidad en Wall Street

También pudo contribuir al resultado relativamente favorable del selectivo español que Wall Street arrancara el día con ganancias y que al cierre de la sesión del Viejo Continente también dominaran los números verdes al otro lado del Atlántico. Así, al término de la jornada europea, el Dow Jones subía un 0,7%, el S&P 500, un 0,80%, y el Nasdaq, un 0,9%. Ese comportamiento de la Bolsa de Nueva York fue gracias en parte a los buenos resultados publicados por American Express, Procter & Gamble o Paypal.

Además, había noticias sobre la guerra comercial: durante el día hubo informaciones respecto a la posibilidad de que el presidente chino, Xi Jinping, y el estadounidense, Donald Trump, se encuentren aprovechando la reunión del G-20 de noviembre y acerquen posturas respecto al conflicto arancelario. De todas maneras, los avances que registraba la Bolsa americana iban mermando a medida que iban pasando los minutos.

El cierre en Europa fue mixto, aunque con un sesgo ligeramente negativo. Así, el Ftse 100 británico terminó el día con una subida del 0,32%. Mientras, el Ftse Mib de Milán cedió un 0,04%. Números rojos más claros para el Dax alemán, que perdió un 0,31%, mientras que el Cac 40 francés se dejó un 0,63%, y el PSI-20 de Lisboa bajó un 0,68%.

En la semana, el Ibex-35 ha perdido un 0,11%, menos que el Ftse Mib de Milán, que ha caído casi un 0,91%. El mejor ha sido el Ftse 100 británico, que ha sumado un 0,77%.

La deuda pierde

En el mercado de deuda, la rentabilidad del bono americano a diez años subía del 3,18% al 3,20%. También avanzaba un poco el rendimiento del título alemán, que pasaba del 0,41% al 0,44%. El interés del título español se mantenía en el entorno del 1,73%.

El rendimiento del italiano caía con fuerza: retrocedía del 3,7% hasta el 3,55%. Con ello, la prima de riesgo se estrechaba desde los 326 puntos básicos de ayer (y desde los 341 puntos básicos que había marcado por la mañana) hasta los 312. Ello, después de que el comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, afirmara que Bruselas no interferirá en la política económica del nuevo Gobierno italiano. Ello tiene lugar después de la carta que la Comisión le envió a Italia afirmando que los planes de gasto del Ejecutivo del país eran excesivos. Todavía está pendiente de publicarse el veredicto final.

Con ello, el euro repuntó frente al billete verde. La moneda comunitaria, al cierre de la sesión, avanzaba casi un 0,4%, para rozar la cota de 1,15 unidades. La menor tensión en los mercados ayudó al crudo, que rebotó: el barril de Brent, de referencia en Europa, subía un 1,44%, para recuperar los 80 dólares. El barril de West Texas, de referencia en Estados Unidos, avanzaba un 1,3%, hasta los 69,55 dólares. Mientras, el precio de la onza de oro se mantenía plano en el entorno de los 1.225 dólares.

Claves de la sesión

-El Ibex-35 cerró la sesión con una mínima subida del 0,03%, para dar un último cambio en los 8.892,10 puntos.

-Viscofán fue el valor más rentable del día, con una subida del 2,48%. El peor fue ArcelorMittal, que se dejó casi un 4%.

-Los bancos cerraron con tono mixto, pese al anuncio de que el Supremo revisará la sentencia que dio a conocer ayer sobre los impuestos hipotecarios. El mejor fue BBVA, que sumó un 0,99%, pero Santander se dejó un 0,33%.

Contenido Patrocinado

Fotos