El Ibex-35 cae un 4,8% en agosto, cierra al filo de los 9.400 puntos, casi en mínimos anuales

Panel en la sede de la Bolsa de Madrid. /Chema Moya (Efe)
Panel en la sede de la Bolsa de Madrid. / Chema Moya (Efe)

Sólo Enagás y Santander cerraron la sesión en positivo, con ganancias de un 0,17% y un 0,14% respectivamente

CRISTINA VALLEJO

Acaba un mes de agosto negativo para las Bolsas europeas. El Ibex-35 lo despide con un recorte del 4,8%, mientras que el retroceso del Ftse Mib de Milán supera el 8,5%. El índice italiano ha mostrado una vulnerabilidad muy grande. El Ftse 100 británico y el Dax alemán terminan con descensos de un 4% y de un 3,45%, respectivamente. El Cac 40 francés, el mejor del Viejo Continente, baja menos de un 2%.

El selectivo español despide su peor mes desde el de mayo de este mismo año, cuando cayó un 5,16%. Junio y julio cerraron en positivo.

En el año, el único de los grandes índices europeos que aguanta en positivo es el Cac 40 francés, que sube un 1,77%. El Ibex-35 arrastra unos números rojos en este 2018 que rozan el 6,5%.

En agosto, las tensiones comerciales y, sobre todo, que hayan aflorado las crisis de países emergentes como Turquía y Argentina, con su consiguiente efecto contagio, se lo han puesto muy difícil a los mercados. Ello, en dos episodios. Primero, en los días de alta tensión por el desplome de la lira turca ocasionada por la mezcla de problemas políticos (choque diplomático entre Estados Unidos y Turquía) y económicos (elevado déficit por cuenta corriente, alta inflación y política monetaria relativamente laxa), entre el 10 y el 15 de agosto, sesión esta última en la que el Ibex-35 marcó los mínimos del mes en los 9.386 puntos. A partir de ahí, el indicador intentó rebotar, pero sin llegar tan siquiera a los 9.700 puntos (empezó el mes en los 9.870 puntos). A partir del 28, esta misma semana, otra vez empezó a caer, en esta ocasión por el desplome del peso argentino, provocado por la desconfianza que el mercado tiene en el Gobierno argentino y la posible insuficiencia del programa de rescate del Fondo Monetario Internacional. Con ello, el selectivo español, que hoy ha dado un último cambio en los 9.399,1 puntos, cierra el mes cerca de los mínimos mensuales y, por tanto, también cerca de los mínimos del año que marcó en los 9.381 puntos el pasado 26 de marzo.

La clave de los 'blue chips'

Al selectivo español le ha pesado el mal comportamiento de los grandes valores, muy expuestos a los países emergentes, bien a Turquía, como BBVA, que se ha hundido un 14,5%; bien a América Latina, como el Santander (-11%); o Telefónica (-9%). A ello se suma el castigo sufrido por Inditex (-7%), debido a la mala recomendación emitida por Morgan Stanley esta semana. También con caídas de más de un 7% cierran Sabadell y Bankinter.

En el otro lado de la tabla, Amadeus, que ha ganado más de un 9%, como premio a una adquisición realizada en Estados Unidos, así como Dia -ante el relevo efectuado en su cúpula- Viscofán o Siemens Gamesa, que se han apuntado más de un 6%.

En el Eurostoxx 50, como cara y como cruz, nos topamos con el banco italiano Intesa SanPaolo, que se ha desplomado un 19%, y Adidas, que se ha disparado más de un 13%.

Pero en Wall Street las tensiones emergentes han pasado prácticamente desapercibidas: en el ecuador de la sesión americana, el Dow Jones acumula una revalorización del 2,2% en agosto; el S&P 500, del 3,13%; y el Nasdaq, de cerca de un 6%. Y eso que dos personas cercanas a Trump, su ex abogado y su ex jefe de campaña, han reconocido o les han condenado por delitos que, en algunos casos, implicarían al propio presidente. El riesgo que se cierne sobre el Gobierno americano apenas se ha dejado sentir en la Bolsa de Nueva York.

Uno de los grandes protagonistas de agosto ha sido el dólar y sus oscilaciones. Arrancó el mes ganando fuerza frente al euro, para llegar el tipo de cambio a situarse en el nivel de 1,13 unidades el día 15 de agosto. A partir de ahí, la moneda comunitaria fue recuperando terreno, para marcar esta última semana la cota de 1,17 unidades. En la sesión de hoy, el billete verde vuelve a ganar posiciones y ya pone en peligro la cota de 1,16 dólares. Ha habido, pues, una correlación inversa entre el billete verde y las Bolsas: a dólar ganando fuerza ha correspondido una renta variable a la baja, y viceversa.

Último día del mes, también a la baja

La última jornada del mes ha vuelto a ser muy negativa en las Bolsas del Viejo Continente. Y eso que en las monedas emergentes veíamos una tregua, con rebotes tanto en el peso argentino como en la lira turca.

En todo caso, para el Ibex-35 ha sido la cuarta jornada consecutiva de pérdidas. En ella, ha retrocedido un 0,72%, para dar un último cambio en los 9.399,1 puntos. Con ello, el balance semanal también es en negativo, con un recorte del 2%. Algo peor lo ha hecho el Ftse Mib de Milán (-2,28%), pero el Dax alemán y el Cac 40 francés han resuelto la semana mucho mejor, con pérdidas que no han llegado al medio punto porcentual.

Aunque el peor índice del día ha sido el Cac 40 francés, que ha retrocedido un 1,30%, seguido del Ftse 100 y del Ftse Mib de Milán, que han bajado alrededor de un 1,10%. El Dax alemán ha perdido un 1,04%.

En el selectivo español, únicamente dos valores, Enagás y el Santander, han logrado esquivar los números rojos: han sumado un 0,17% y un 0,14%, respectivamente.

El peor de todos ha sido Dia, que ha perdido un 4,80%. Después se ha colocado Acerinox, con un retroceso del 3,02%. Mediaset, Grifols y Bankia han caído más de dos puntos porcentuales. Después se ha colocado Telefónica, con un descenso del 1,69%.

En el Índice General de la Bolsa de Madrid, Abengoa 'A' ha sido el más bajista, con un recorte del 11,07%, seguido de Prosegur Cash, que ha perdido un 8,18%, y de Codere, que se ha dejado un 6,90%. En verde, Lingotes Especiales, con su avance del 4%, ha sido el más rentable.

El dinero va al dólar y a los bonos más seguros

El dinero ha vuelto a acudir a los refugios. En primer lugar, como ya veíamos, al dólar. También a la deuda más segura: el interés del título americano a diez años cae hasta el 2,83% y el de su comparable alemán, hasta el 0,32%.

Pero cuidado con el rendimiento de los bonos italianos, que ya se encuentra por encima del 3,22% y la prima de riesgo, en los 290 puntos básicos.

Pero el oro se mantiene prácticamente plano en el entorno de los 1.200 dólares, aunque durante esta mañana la onza llegó a situarse en los 1.208.

Contenido Patrocinado

Fotos