De Riazor o el Molinón... hasta la vuelta al Fernando Torres

La afición, en El Toralín, este sábado./J.L. Barrio
La afición, en El Toralín, este sábado. / J.L. Barrio

La Ponferradina visitará campos históricos en su regreso a Segunda División y también debutará en lugares tan míticos como Almendralejo

Rubén Fariñas
RUBÉN FARIÑASPonferrada

Ascender a Segunda División es llegar al plano mediático del fútbol español, es enfrentarte a rivales históricos y visitar campos que huelen a balompié del de antaño.

Ascender a LaLiga1|2|3 supone para la Ponferradina viajar a La Coruña, recibir a la 'mareona' o pisar césped humilde como el del campo del Fuenlabrada.

Los rivales de la Ponferradina

- Huesca (Alcoraz)

- Rayo (Estadio de Vallecas)

- Girona (Montilivi)

- Albacete (Carlos Belmonte)

- Deportivo de la Coruña (Abanca Riazor)

- Málaga (La Rosaleda)

- Cádiz (Ramón de Carranza)

- Real Oviedo (Carlos Tartiere)

- Sporting de Gijón (Enrique Castro 'Quini' - El Molinón)

- Almería (Juegos Mediterráneos)

- Elche (Martínez Valero)

- Las Palmas (Estadio de Gran Canaria)

- Extremadura (Almendralejo)

- Alcorcón (Santo Domingo)

- Zaragoza (La Romareda)

- Numancia (Los Pajaritos)

- Tenerife (Heliodoro Rodríguez López)

- Lugo (Anxo Carro)

- Fuenlabrada (Fernando Torres)

- Racing de Santander (Campos de Sport)

- Mirandés o Atlético Baleares

Los equipos a los que se medirá esta próxima campaña el cuadro berciano tienen el empaque de noches de Champions, como el de Riazor; y saben al hiel de vitrina con título europeo, como la Romareda.

También tocará a los blanquiazules visitar las Canarias, y lo harán en dos ocasiones: contra el Tenerife y contra Las Palmas; y, quien sabe, -habrá que esperar al domingo- si también las Baleares.

Otros escenarios míticos están en Andalucía, como el Ramón de Carranza, de Cádiz; o la espectacular Rosaleda, del Málaga.

Más modestos son el Fernando Torres del recién ascendido Fuenlabrada -y debutante en la categoría- o Almendralejo, donde juega el Extremadura.

Y cómo no hablar de tres estadios que vieron fútbol de Primera División hasta hace apenas un mes: El Alcoraz, de Huesca; el Estadio de Vallecas, del Rayo; o Montilivi, del Girona.

Eso sí, los desplazamientos más cercanos para la afición blanquiazul serán: Lugo, Gijón, Oviedo e incluso Santander.