Banquillo

El Deportivo elige a Martí como sustituto de Natxo González

José Luis Martí/R.C.
José Luis Martí / R.C.

El club gallego ha confirmado el cese del hasta ahora técnico por las malas sensaciones en el juego y siete partidos sin conocer la victoria

RICARDO CASTAÑEDA

Jose Luís Martí (Palma de Mallorca, 28 de abril de 1975) ya es desde el mediodía del lunes nuevo entrenador del Real Club Deportivo. Exfutbolista profesional, Martí comenzó su andadura en los banquillos meses después de su retirada de los terrenos de juego con 40 años, dirigiendo durante dos temporadas y media al CD Tenerife, para acumular un total de 108 partidos en LaLiga 1|2|3.

Antes, como centrocampista, había defendido las camisetas de Mallorca, Tenerife, Sevilla y Real Sociedad, acumulando casi 500 partidos en la élite y cuatro títulos en su palmarés: Copa del Rey, Copa de la UEFA y las supercopas de España y Europa, todos ellos con el Sevilla FC.

La presentación del técnico balear será el lunes por la tarde en el Estadio ABANCA-RIAZOR y dirigirá el martes en Abegondo su primera sesión de trabajo al frente del Real Club Deportivo para preparar el choque que deberá afrontar en su debut en el banquillo blanquiazul, el sábado a las 18:00 h. en El Sadar (Movistar Partidazo) ante Atlético Osasuna, líder de LaLiga 123.

El Deportivo destituyó el domingo Natxo González, hasta ahora como entrenador del primer equipo, labor que desarrolló desde el principio de temporada, y ha optado por Pep Lluís Martí, extécnico del Tenerife, como sustituto. El club gallego le agradeció «muy sinceramente su profesionalidad, trabajo, dedicación y actitud ejemplar en esta etapa al frente del equipo».

El Deportivo indica que la decisión ha sido adoptada por el Consejo de Administración y la dirección del club y le desea la «mayor de las suertes en su futuro profesional y personal».

Natxo, en playoffs pero en caída

Natxo González, con el futuro ya en el aire por el bache de juego y resultados del Deportivo, dirigió el entrenamiento del conjunto gallego en la Ciudad Deportiva de Abegondo horas antes de que el club anunciara su despido. Las malas sensaciones que estaba dejando el equipo y que se agravaron el sábado ante el Rayo Majadahonda (0-2) en el estadio Abanca-Riazor, fueron, junto a los resultados, determinantes.

Natxo ha dejado al equipo en posiciones de promoción de ascenso, pero llevaba siete partidos sin ganar y en casa solo se había impuesto en un encuentro en todo 2019, en enero ante el Albacete (2-0). El técnico vitoriano ha estado al frente del Deportivo en 32 encuentros de LaLiga 1/2/3 (sin contar el suspendido con el Reus) con un balance de 12 victorias, 15 empates y cinco derrotas.

Tras el partido ante el Rayo Majadahonda no quiso hablar de su futuro y se remitió a lo que ya había dicho hace un par de semanas: «Estaré trabajando al máximo aquí hasta que pueda».

Su etapa en el banquillo del Deportivo tuvo buenos momentos en el inicio de la temporada, pero decayó desde el 3-0 ante el Cádiz antes del parón de Navidad. A lo largo del curso solo ha estado en tres jornadas en posiciones de ascenso directo, pero, eso sí, ha mantenido al equipo en puestos de promoción de ascenso desde el sexto encuentro del campeonato.

En la Copa del Rey, el equipo fue eliminado en la primera eliminatoria que disputó por el Zaragoza, club al que dirigió la temporada pasada. Precisamente, su salida desde el conjunto zaragozano al deportivista fue polémica, ya que negoció con el equipo coruñés con los maños luchando por el ascenso a Primera División.

Su fichaje se oficializó una vez que el Zaragoza fue eliminado de la promoción ante el Numancia y todavía con contrato en vigor con el equipo aragonés. Al Deportivo llegó con el objetivo de devolverle a la élite, pero no ha podido culminar la temporada de contrato que firmó con ese propósito y ahora será Martí el que lo intente.