Guijosa teme del Logroño su «potencial ofensivo» y que juega «como un reloj»

Rafa Guijosa./D. G.
Rafa Guijosa. / D. G.

El hecho de que no haya habido partidos de preparación en enero deja «intriga» en Guijosa sobre el nivel defensivo de los maristas con las bajas de Juanjo Fernández y Carou

Leonoticias
LEONOTICIASLeón

El entrenador del Abanca Ademar, Rafa Guijosa, teme de su rival de este sábado, Ciudad de Logroño, con el que abre la segunda vuelta del campeonato liguero, su «potencial ofensivo, solo por debajo del Barcelona» y que juegue «de memoria como un reloj».

Por eso, el hecho de que su equipo no haya podido disputar encuentros de preparación durante el parón por la disputa del mundial, cuando perdió a seis jugadores, conlleva que no tenga la referencia «sobre el nivel defensivo» que puede presentar Ademar, cuando además pierde, por lesión, a dos baluartes en este cometido como Juanjo Fernández y Gonzalo Carou.

En este sentido, confía en la aportación que puedan realizar en el centro de la defensa sus sustitutos, los balcánicos Ivan Mosic y Zivan Pesic, junto con el húngaro Patrick Ligetvári «que han demostrado en sus selecciones estar perfectamente cualificados para dar el nivel requerido en el centro defensivo».

Sobre la falta de partidos amistosos Guijosa reconoció que lo «ideal» es haber aprovechado el parón para «llegar con el rodaje competitivo necesario y con un test de evaluación del vídeo para poder corregir posibles errores», pero prefirió no arriesgar «para no sobrecargar» a los jugadores que estaban disponibles en León.

Con respecto a su futuro, sin que se haya cerrado la renovación planteada por el club para las dos próximas temporadas, el técnico madrileño se mostró «tranquilo» y reclamó que se deje a ambas partes «negociar, para que sea el club el que marque los tiempos, pero sin que esto suponga que haya nada raro».

 

Fotos