'Saba', la exploradora de Valsemana

Saba en su estancia en Valsemana.

La osezna que fue abandonada con cinco meses y trasladada este lunes a un recinto en semilibertad, corretea, juega y busca alimento en su etapa previa a la reintroducción

Leonoticias
LEONOTICIASLeón

Con apenas cinco meses fue abandonada. Sus posibilidades de que saliera adelante eran remotas tras presentar síntomas de desnutrición, deshidratación y alteraciones neurológicas graves.

Pero en ocasiones, la excepción rompe la regla. Así lo reflejan las imágenes de las cámaras de Valsemana que se ha convertido en el nuevo hogar de la osezna 'Saba'.

Tras meses de recuperación primero en Asturias y, posteriormente, en Cantabria, 'Saba' continúa ahora su rehabilitación en el centro leonés tras haber alcanzado un nivel óptimo y con el objetivo de concluir su fase de adaptación.

Una estancia de apenas unos días en los que 'Saba' ha demostrado tener tanto el apetito como el comportamiento propio de los osos de su edad, pasando la mayor parte del tiempo jugando y explorando el entorno así como durmiendo y alimentándose.

Durante meses, la osezna fue sometida a una alimentación a base de carne de cérvido, fruta variada y frutos secos y vivió la inclusión a un programa de «enriquecimiento ambiental», con el fin de estimular el comportamiento normal de la osa en el ámbito del juego, la búsqueda de alimento y la exploración del entorno, así como para paliar comportamientos negativos derivados de la cautividad.

Es más, semanalmente se creaban en su instalación nuevos entornos de exploración mediante cambios del sustrato y la vegetación. También se introducía juguetes naturales para estimular el juego y la curiosidad.

Los equipos técnicos y veterinarios de la Junta de Castilla y León, del Principado de Asturias y del Gobierno de Cantabria, junto con el apoyo del Ministerio para la Transición Ecológica, han consensuado su traslado al recinto leonés, una vez superado el cuadro neurológico que padecía la osa y tras someterla a un chequeo exhaustivo.

Las instalaciones de Valsemana facilitarán la aclimatación del animal al medio natural de forma previa a su reintroducción, dado que están aisladas, son amplias y cuentan con un adecuado enriquecimiento ambiental. El traslado a este recinto se ha realizado sin incidencias durante la madrugada de este lunes.

El 'tour sanitario de Saba

Fue en mayo, cuando la Guardería de Medio natural del Principado de Asturias, recogía a la cría. Tras experimentar una leve mejoría se acordó en junio su traslado al Centro de Recuperación de la Fauna Silvestre, en Cantabria.

Se tratan de unas instalaciones específicas para el tratamiento de osos pardos donde a su vez ha contado en todo momento con el asesoramiento y colaboración del personal técnico y veterinario del parque de la naturaleza de Cabárceno.

Durante los tres meses que ha permanecido allí ha estado de forma continuada bajo control veterinario, aunque sin contacto visual con sus cuidadores, y habiendo alcanzado un desarrollo óptimo, hasta llegar a los 23 kilogramos de peso.