'Helena' se aleja de León pero mantiene cortado tres puertos y con cadenas 15 tramos

Estado de las carreteras en la provincia de León. /Campillo
Estado de las carreteras en la provincia de León. / Campillo

Los puertos Ventana y las carreteras de La Baña y Redipuertas están cortadas mientras que se necesitan cadenas en todas las conexiones con Asturias menos la AP-66

A.C.
A.C.León

La borrasca 'Helena' fue perdiendo fuerza durante la tarde de este sábado y empezó a alejarse de León, no sin antes poner en jaque numerosas comunicaciones de la red provincial de León.

Se cumplieron las previsiones y la cota de nieve se desplomó hasta los 600 metros tocando la capital leonesa. Sin embargo, la Aemet ha desactivado la alerta amarilla por viento y nieve aunque la provincia se mantiene en riesgo este domingo por bajas temperaturas, con valores que se han desplomado por debajo de los cero grados.

Una situación que ha provocado la aparición de placas de nieve en numerosos putos de León. De esta forma, se mantienen complicaciones en las carreteras que este sábado complicaron mucho las comunicaciones con Asturias.

La autopista del Huerna (AP-66), que este sábado estuvo cerrada al paso de camiones, no tiene este viernes ninguna restricción (nivel blanco), pero se mantienen en el puerto de Pajares (N-630), donde los vehículos pesados tienen prohibido circular y los ligeros deben hacerlo con cadenas. Asimismo, son necesarias cadenas en los puertos de Tarna, Somiedo y de San Isidro.

En cuanto al resto de carreteras de la provincia, se mantiene cortado también el tráfico en los puertos la Ventana, Fonte da Cova, a su paso por La Baña, y en la LE-321 a su paso por Redipuertas.

Además es imprescindible el uso de cadenas en los puertos de Leitariegos, La Magdalena, Vegarada, Piedrafita, a la altura de Matallana de Torio, Pando, Picones, Foncebadón así como en la CL-626 entre Villablino y Cistierna, la N-625 en el puerto de Pontón así como en la N-621 entre Boca de Huérgano y Llanaves de la Reina.