Truchas

Francisco Simón busca fomentar el turismo con un camping y la renovación del Castillo de Peñarramiro

Francisco Simón Callejo, alcalde de Truchas./
Francisco Simón Callejo, alcalde de Truchas.

«Nos queda mucho por hacer», asegura el socialista Francisco Simón, que ha vuelto a revalidar la mayoría absoluta en el municipio de la Cabrera

MARINA ROJOLeón

Tras revalidar la mayoría absoluta con el Partido Socialista, Francisco Simón,sigue teniendo en el tintero proyectos y planes para la mejora de los trece pueblos de la Cabrera, que están bajo la tutela del Ayuntamiento de Truchas.

A la espera de la construcción de un camping en la localidad para el próximo 2020, en el que ya se está trabajando, y la renovación del Castillo de Peñarramiro que cuenta con subvención y del que ya se han realizado dos fases y se va a la tercera, el alcalde espera continuar la línea de actuación que su equipo de gobierno lleva haciendo durante estos últimos años. La limpieza de los carriles romanos, que también forman parte de Castillo, es algo en lo que centra sus esfuerzos en las últimas semanas. Un proyecto que por un lado pretende mejorar las infraestructuras tradicionales y por otro, promover el interés turístico.

Además de estos proyectos, Francisco habla de seguir centrado en las necesidades básicas de los vecinos como son el pavimento de las calles y la mejora en los abastecimientos de aguas. «Nos queda mucho por hacer», asegura el socialista sobre la situación de los pueblos que gobierna.

Infraestructuras básicas

El turismo y el medioambiente son los factores clave de la actividad de Truchas que a día de hoy cuenta con una única empresa, lo que muestra las reducidas las oportunidades de crecimiento y empleo que hay. Así como, la poca capacidad para atraer gente que aumente la cantidad de población que allí reside.

El regidor pide a la nueva Diputación «mejoras en las comunicaciones y en las carreteras de los pueblos del municipio», ya que son competencia de la Institución provincial. Según confirmó ya se ha pedido una variante y «hay una memoria presentada». A este respecto, Francisco Simón advierte que «esto es lo que más urge, ya que para promover las visitas es muy importante el acondicionamiento de las vías».

Al igual que en la mayor parte de los municipios leoneses la población «varía en función de la época del año en la que estemos» ya que como el mismo alcalde aseguró el número de residentes «se multiplica por siete u ocho en época estival», llegando incluso a pasar de las 400 a las 3000 personas como sucedió el pasado año en el mes de agosto.