Prisiones extranjeras acogen a 23 reclusos castellanos y leoneses, la mayoría por tráfico de drogas

Prisiones extranjeras acogen a 23 reclusos castellanos y leoneses, la mayoría por tráfico de drogas

Cárceles de Perú, Brasil y Francia acogen el mayor número, con cuatro en cada uno de esos países

ICAL León

Un total de 23 son castellanos y leoneses están presos en la actualidad en cárceles extranjeras, de los 976 españoles en esa situación, la mayoría por delitos relacionados con tráfico de drogas. Este número es el menor de los últimos años, siendo inferior en tres respecto a principios de 2018 y en diez, comparando cifras de esas mismas fechas de 2017.

Esta reducción se debe, en gran parte, a las gestiones del Gobierno de España en colaboración con entidades como la Fundación +34 para facilitar la llegada de un gran número de ellos a cárceles españolas. El mayor número de presos castellanos y leoneses se encuentra en las cárceles de Perú, Brasil y Francia, con cuatro en cada uno de dichos países.

El secretario general de la Consejería de la Presidencia, José Manuel Herrero Mendoza, se reunió ayer con representantes de la Fundación +34 -entre ellos, Javier Casado-, con la que mantienen un marco de cooperación desde 2006.

Esta fundación es una organización de carácter social y benéfica sin ánimo de lucro, cuyas actividades se desarrollan principalmente en el ámbito territorial de Castilla y León, y entre cuyos fines se encuentra precisamente la ayuda humanitaria y defensa de los derechos de los presos españoles en el extranjero así como la ayuda a los españoles en situación de desamparo y abandono.

La Junta de Castilla y León suscribió un protocolo con la Fundación +34 el 10 de febrero de 2016 con el objetivo de colaborar y establecer mecanismos de coordinación para la mejora de la situación de los castellanos y leoneses en el exterior que se encuentren en situación de especial necesidad por cualquier causa, incluida la privación de libertad.

En la reunión mantenida se acordó que se aprovechará la colaboración existente entre la Junta de Castilla y León y la Fundación +34 para atender, además de personas privadas de libertad, también a castellanos y leoneses que se encuentren en situación de desamparo fuera de España con el objetivo de facilitar su regreso a nuestra Comunidad. Esta actividad complementará otras líneas de actuación de la Junta como son las ayudas convocadas por la Consejería de la Presidencia dirigida a castellanos y leoneses en situación de necesidad.

Contenido Patrocinado

Fotos