Piden 16 años de cárcel para dos internos de la cárcel de Villanubla acusados de vender droga en el centro penitenciario

Piden 16 años de cárcel para dos internos de la cárcel de Villanubla acusados de vender droga en el centro penitenciario

En el banquillo de la Audiencia también se sentará una mujer que, aprovechando vis a vis, introducía los estupefacientes y que se enfrenta a una pena de ocho años

Leonoticias
LEONOTICIASValladolid

La Fiscalía de Valladolid pide 24 años para los tres integrantes de una trama que introducía droga en la cárcel de Villanubla y que el próximo jueves, 10 de octubre, se sentarán en el banquillo de la Audiencia Provincial para responder de delitos contra la salud pública. Los hechos ocurrieron en agosto del pasado año cuando funcionarios del centro penitenciario vallisoletano detectaron que uno de los acusado, Rafael. V.I., vendía droga a otros internos que era introducida por la que entonces era su pareja, María Inmaculada C.A., aprovechando encuentros íntimos.

El 28 de agosto, y tras un vis a vis con la acusada, fueron incautados a R.V.I. en el interior de la prisión, 0,06 gramos de cocaína en un envoltorio oculto en una zapatilla, mientras que tras realizarle una prueba radiológica se le detectó una ampolla en el recto de forma cilíndrica que contenía pequeñas cantidades de tranquilizantes y ansiolíticos.

Con posterioridad, la acusada inicia una relación con el también interno Ángel P.P., el tercer acusado en este juicio por tráfico de drogas. Durante la investigación, y en conversaciones telefónicas intervenidas, los investigadores descubren que la droga introducida por María Inmaculada C.A. también era vendida en el centro penitenciario por este acusado.

Pero el tráfico de drogas de la acusada iba más allá de la cárcel, ya que también trapicheaba con pequeñas cantidades en calles de distintos barrios de la ciudad. La detención de María Inmaculada C.A., que se abastecía de drogas en Zamora, se produjo a finales del septiembre del pasado año en Valladolid, cuando volviendo de la capital zamorana la fueron intervenidos 2,6 gramos de heroína y 0,3 gramos de cocaína. Parte de estas sustancias las llevaba oculta en el interior de su cuerpo. Además, en un registro posterior de su vivienda también le fueron incautados varios fármacos.

Cada uno de los acusados se enfrenta a una pena de ocho años, mientras que para la acusada la Fiscalía también pide una multa de 2.269 euros, sanción que en el caso de Rafael V.I., es de 1.316 euros.