Luis Fuentes: «No sé si tendré el apoyo de los 12 procuradores de Ciudadanos para presidir las Cortes»

Luis Fuentes. /Ical
Luis Fuentes. / Ical

La dirección nacional del partido naranja ha propuesto al portavoz de la pasada legislatura como presidente de la Mesa

Arturo Posada
ARTURO POSADA

Luis Fuentes confía en convertirse en el presidente de las Cortes de Castilla y León este viernes con los apoyos de PP y Ciudadanos, pero duda sobre si contará con los votos de los 12 procuradores de su partido. «No sé si tendré el apoyo de los 12. El partido ha hecho la propuesta de Luis Fuentes como presidente de las Cortes», ha subrayado el propio Fuentes este miércoles en los pasillos de las Cortes.

Una vez publicadas la transcripción de sus palabras, Fuentes ha querido matizarlas. «Es verdad que no se puede garantizar el apoyo de los 12, porque nadie está en el voto de cada uno, pero también es cierto que tengo el apoyo absoluto y sin fisuras de cada uno de ellos, como es lógico y normal. Todos y cada uno de los procuradores de Ciudadanos me han manifestado el apoyo», ha declarado a este periódico.

El procurador naranja ha insistido en que Ciudadanos le ha propuesto como presidente de las Cortes regionales. «Será el PP el que tenga que decidir si apoya a un miembro de Cs o no lo hace», pero al tiempo, ha manifestado las dudas sobre si los 12 procuradores de su propia formación le votarán.

Noticias relacionadas

«Es un honor y un orgullo para mí que mi partido me haya propuesto para presidir la cámara de representación de todos los castellanos y leoneses. Esperemos que el viernes cristalice esta propuesta y tengamos un presidente de consenso entre varios grupos parlamentarios después de 32 años», ha apuntado Fuentes.

El procurador de Ciudadanos considera que la política ha entrado «en una nueva era» donde las negociaciones «marcarán la dinámica de la cámara». «Hasta ahora hemos tenido un legislativo muy vigilado por parte del propio ejecutivo, que ha hecho en muchos casos su labor. Debemos poner en valor la cámara legislativa para dar la voz a todo los ciudadanos de Castilla y León».

Luis Fuentes ha explicado que él no participa de la negociación entre PP y Cs («no estoy en esa comisión»), pero que se le transmite que hay «muy buena voluntad y ambiente» y que «esos acuerdos están muy avanzados».

Por otra parte, el PSOE ha anunciado que presentará una candidatura alternativa para presidir la Mesa de las Cortes, como ha confirmado Luis Tudanca en conversación con los periodistas en los pasillos de las Cortes.

Para Pablo Fernández, procurador de Podemos-Equo, las dudas de Fuentes sobre el apoyo que recibirá de su propio partido es «una muestra más del esperpento que están perpetrando el PP y Ciudadanos». «Después de convertir Castilla y León en un mercado persa en el que se han intercambiado sillones sin la más mínima vergüenza, esto solo podía acabar con Luis Fuentes como un posible presidente de las Cortes de Castilla y León, algo que sería deshonroso para nuestra comunidad. El propio hecho de que ni siquiera el señor Fuentes tenga garantizado el apoyo de su grupo parlamentario dice mucho de la situación en la que PP y Ciudadanos están metiendo a Castilla y León. Es una vergüenza democrática lo que está ocurriendo. Esta comunidad no merece ser un protectorado de Madrid. Es muy lamentable que quien decida los gobiernos y las instituciones propias de Castilla y León sea el señor [Albert] Rivera desde su asiento en Madrid. Esto denigra la política castellana y leonesa», ha criticado Fernández.

Preguntado sobre posibles sorpresas, para el procurador morado «estando Luis Fuentes y el Partido Popular de por medio nadie puede asegurar nada». «Si el señor Fuentes no puede corroborar que él será el presidente de la Mesa, veremos. Nosotros insistimos: quien ha ganado las elecciones ha sido el Partido Socialista y quien debería presidir las Cortes de Castilla y León es alguien del Partido Socialista. Nuestro voto irá en ese sentido. El Partido Socialista ha ganado las elecciones de forma incontrovertible e incontestable. Cuenta con 35 procuradores y procuradoras, y pensamos que la presidencia de las Cortes debería recaer en el Partido Socialista», ha insistido Pablo Fernández.