https://static.leonoticias.com/www/menu/img/local-leon-desktop.jpg

leonoticias.tv | Silván no dimite y se remite a un pleno extraordinario sobre la 'operación Enredadera'

El alcalde de León, Antonio Silván, durante una rueda de prensa. / Sandra Santos/Campillo

Antonio Silván asegura que no reniega de las personas con las que habla, ve normalidad en las llamadas a Ulibarri y recuerda que no está «ni imputado, ni investigado»

Nacho Barrio
NACHO BARRIOLeón

La mañana del jueves comenzaba pronto a servir noticias. El gabinete de prensa de la Alcaldía de León convocaba a los medios con la intención de que el alcalde capitalino, Antonio Silván, saliera al paso de los últimos detalles conocidos en la Trama Enredadera. Y, a pesar de que algunas voces apuntaban a esa posibilidad, finalmente el regidor defendió ante la presna que no dimitirá tras verse salpicado por la 'operación Enredadera'.

Así lo ha asegurado este jueves en una multitudinaria comparecencia en la que ha asegurado que ha hablado con todos los grupos municipales salvo Ciudadanos, que ha rechazado las explicaciones del alcalde.

Eso sí, Silván ha afirmado que se someterá a un pleno extraordinario para facilitar las explicaciones oportunas atendiendo las reclamaciones realizadas por el resto de formaciones.

Tibias explicaciones

Silván ha asegurado que no se oculta de nada, defendiendo que «no tengo ningún motivo para ocultarme. No he cometido delitos, no estoy ni imputado ni investigado. En toda mi trayectoria política puedo decir alto y claro que jamás he cometido una ilegalidad».

En la línea de su conversación telefónica con el empresario leonés José Luis Ulibarri, el primer edil entendió que «no reniego de las personas de las que hablo. Soy un responsable público que hablo prácticamente con todo el mundo, hablo con directores, editores, dueños y profesionales de los medios de comunicación, hablo con miles de empresarios de todos los sectores, hablo con todo el mundo», ha recordado.

Ulibarri igual que un pequeño empresario

«Hablar con la gente desde el punto de vista personal es lo que he hecho durante toda mi vida, pero siempre con dos condiciones: el principio de legalidad y la salvaguarda del interés general», también ha advertido.

Tras remarcar que no tiene accessro al sumario, ha puesto como ejemplo conversaciones con otros empresarios cuando le preguntaban por la situación de sus negocios y ha advertido que una posible «moción de censura no depende de mí».

Silván no ha tenido reparos en comparar a Ulibarri (hoy imputado en la Gürtel y en la cárcel por la Operación Enredadera) con un empresario local «al que me encontré en la calle» y le pidió información sobre el retardo de una licencia. «Vine, me interesé por su caso y le llamé»,

Varios momentos de la comparecencia. / Campillo

 

Fotos