Unidas Podemos asegura que mantendrán el escaño por León ya que «hasta que el árbitro pite el final no hay nada decidido»

Ana Marcello explica el programa de UP a un joven. / Inés Santos

En una campaña sin regalos electorales, la formación morada reclama «oportunidades de futuro para los pueblos»

Nacho Barrio
NACHO BARRIOLeón

Recién llegados de Santa María del Páramo, Unidas Podemos levantó su carpa este domingo para completar el escenario electoral de la Plaza de Guzmán. La suya es una campaña sin regalos electorales en la que reclaman «el programa por encima del producto».

Acompañada del candidato al Senado, Pabel Albán, Ana Marcello quiere revalidar su escaño en el Congreso para llevar la apuesta de la formación morada a la Carrera de San Jerónimo.

«No vamos a poder regalar ni claveles, ni bolígrafos ni nada, solo nuestro programa», defendía la diputada y candidata al Congreso, Ana Marcello.

En una campaña «en la que estamos recorriendo la provincia, la número 1 de la formación morada a la Cámara Baja asegura que «en los pueblos nos transmiten que en todas las comarcas preocupa el desmantelamiento de la sanidad pública, el transporte, y las pocas oportunidades para tener un futuro en el mundo rural».

Desde Unidas Podemos no dan por perdido el escaño a pesar de las encuestas, asegurando que queda mucho todavía por decidir. «Hasta que el árbitro pite el final del partido hay hueco, seguimos apostando porque estaremos de nuevo en el Congreso y lo que nos manifiestan es que hay voluntad de que esa voz se mantenga», estimaba Ana Marcello.

La emigración de los jóvenes, la importancia del sistema público de salud y las pensiones siguen en el centro del programa que Unidas Podemos está difundiendo por la provincia leonesa, este domingo desde la capital.