https://static.leonoticias.com/www/menu/img/local-leon-desktop.jpg

El día que León acarició su referéndum

La Diputación de León promovió en 1979 una encuesta interna entre los ayuntamientos de la provincia para conocer el destino autonómico de la provincia | El 64,11% de los concejales leoneses abogaban por una comunidad uniprovincial

Una de las manifestaciones que reclamaron un referéndum de autonomía./
Una de las manifestaciones que reclamaron un referéndum de autonomía.
RUBÉN FARIÑASLeón

No estuvo tan lejos como se piensa. De hecho, la mayoría de la provincia, incluida la clase política, eran partidarios de que ocurriera. La comunidad autónoma leonesa pudo ser una realidad en 1979 aplicando la Carta Magna recién promulgada por las Cortes españolas.

El editorial 'Criterios' era la encargada de la publicación 'Tierras de León', que publicaba la Diputación Provincial de León y que en 1979 recogía los resultados de una encuesta interna realizada por la institución.

El por entonces presidente, Julio César Rodrigo de Santiago, remitió cartas a 1.915 concejales de la provincia, obteniendo la respuesta de 1.568 -el 81,88% del total de las consultas- de un total de 193 municipios.

Las alternativas que se plantearon sobre el proceso autonómico al que debería acceder León obtuvo una contundente representividad: La mayoría de miembros con derecho en la corporación, representando el 64% del censo electoral provincial optaron por 'León sólo'. En la síntesis de análisis de la encuesta se dice: «La intensidad de las preferencias con respecto a la misma es nueve veces más alto que en el caso de la opción más deseada en segundo término que corresponde a León con Asturias».

Resultados obtenidos en la consulta.
Resultados obtenidos en la consulta. / Tierras de León

En 141 municipios la opción preferida con amplia mayoría fue la que dejaba una comunidad uniporvincial, apoyada por 894 cargos electos y que representaban 315.000 habitantes.

De hecho, la segunda opción preferida tampoco fue la de la actual composición autonómica. La unión con Asturias superó por escasas décimas a la que se llevó a cabo con Castilla. Un 12% de los consultados no emitieron opinión y un 7% quedaron pendientes de respuesta.

Sin embargo, ese 64% se quedó a dos puntos -66%- de los 2/3 del censo existente en la provincia y que hubiera servido para recurrir a la Constitución y solicitar un referéndum de autonomía para la provincia de León. «La opción 'León sólo' exigiría el desplazamiento de las preferencias para poder alcanzar el primero de los requisitos exigidos en el artículo 143 de la Constitución», señala el informe recogido en 'Tierras de León'.

En caso de decisión diferente, esta era la opinión.
En caso de decisión diferente, esta era la opinión. / Tierras de León

Para la toma de la decisión, el texto de la Diputación de León se respaldaba en que entre los concejales que apoyaban la opción mayoritaria «se constata un reducido grado de rechazo ante otras posibles alternativas territoriales. Menos del 7% de los concejales han respondido que rechazarían una opción territorial distinta; el 11,59% manifiesta explícitamente que la aceptaría igualmente y un 59,36% lo harían con la condición de que quedaran a salvo los intereses leoneses».

Finalmente, se acabaría aceptando la tercera opción preferida por los leoneses -con el 4% de los votos, que supondría la unión de León con Castilla, llevada a cabo de forma oficial en 1983, y que fue la opción mayoritaria en 44 municipios con representación de 142.000 habitantes sobre el más de medio millón que existían en la provincia.