Aluches a los pies de la 'pulchra'

La Catedral de Leon se convierte en la espectadora de excepción del corro de lucha de San Froilán, que cita a cientos de personas en torno al deporte autóctono leonés por antonomasia

Corro de lucha a los pies de la Catedral de León. / S. Santos
A.C.
A.C.León

Si en San Froilán se habla de tradición, de festejo leonés por excelencia, no se podría concebir su celebración sin los aluches, la manifestación deportiva autóctona más importante de León.

Bajo un sol de justicia y la atenta mirada de cientos de personas, la pulchra leonina ha sido en la tarde de este sábado el escenario de lujo para el corro más atractivo de la liega de verano de la lucha leonesa.

Un escenario único para acoger una de las costumbres más arraigadas en las áreas rurales, una de las tradiciones que León mima y cuida con el paso de los años, que ha citado a luchadores de la ribera y la montaña.

Combates cuerpo a cuerpo que han encendido a una abarrotada plaza de la Regla, que se vistió de gala y vibró con cada una de las exhibiciones de destreza y habilidad que demostraron todos los luchadores.

Entrega en cada una de las peleas, donde desde la categoría femenina hasta los ligeros, medios, semipesados y pesados han brindado un espectáculo deportivo único, que despertó el aplauso y la admiración de los asistentes.

Gran expectación ante un corro marcado por la gran deportividad de sus luchadores y que ha permitido acercar a leoneses y visitantes la lucha leonesa, una tradición que perdura durante siglos y que simboliza el ser de León.