Rivera presentará en el Congreso una 'ley antidedazos' en las empresas públicas

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha protagonizado hoy el Desayuno Informativo de Europa Press en Madrid. /Efe
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, ha protagonizado hoy el Desayuno Informativo de Europa Press en Madrid. / Efe

Ciudadanos, que registrará la propuesta este jueves, quiere que los nombramientos se hagan por concurso

María Eugenia Alonso
MARÍA EUGENIA ALONSOMadrid

Ciudadanos continúa su cruzada contra el 'enchufismo' en las empresas y organismos públicos y este jueves registrará en el Congreso una propuesta para acabar por ley con los nombramientos a dedo por parte del Gobierno de turno. La formación de Albert Rivera quiere evitar con ello que «un señor con el carné del PP o del PSOE en la boca» se convierta en el presidente de Correos o del CIS y que sea por «méritos y capacidad». «Sería increíble que pudiéramos poner a dirigir Paradores a alguien que supiera de hoteles», ha ironizado el propio Rivera con la vista puesta en Óscar López, exsecretario de Organización del PSOE, que ha asumido este cargo sin experiencia previa en el ámbito de la hostelería.

El dirigente liberal no ha querido entrar en más detalles «para no perdernos en los tecnicismos» pero sí ha aclarado que «lo que queremos es quitarle esa potestad al Gobierno para que sea por concurso público». Un modelo que, como ha explicado Rivera este lunes durante un desayuno informativo, ya existe pero que el Ejecutivo no aplica». Es el caso de RTVE, con concurso público para llegar a la presidencia del ente.

En las filas naranjas denuncian que desde la llegada de Pedro Sánchez al Gobierno el goteo de nombramientos en la administración y en empresas públicas ha sido incesante. Tanto, que en apenas cuatro meses ya se ha deshecho de la herencia del PP y ha ubicado en estos codiciados sillones a profesionales próximos a su núcleo duro.

Según Ciudadanos, Sánchez ya lleva colocados a más de 500 cargos públicos y sus sueldos anuales suman más de 2,3 millones de euros. El partido naranja inició a principios de agosto una campaña en las redes sociales para denunciar públicamente los 'dedazos' de la agencia de colocación en que se ha convertido el Palacio de la Moncloa. «Los únicos que no quieren que esto cambie son lo que colocan a sus enchufados, a sus elefantes», ha remachado Rivera.

Rivera elude hablar de Vox
Santiago Abascal, ayer en Vistalegre. / Efe

Un día después de que Vox llenase la plaza de toros de Vistalegre, el presidente de Ciudadanos ha evitado pronunciar el nombre de la formación que dirige Santiago Abascal. «Siento defraudarles, pero me voy a dedicar a hablar de la educación, del mundo laboral, de las reformas que necesita España», ha insistido Rivera pese a las numerosas preguntas de los peridodistas.

El líder centrista se ha aferrado a que uno de los errores de los viejos partidos es «pensar siempre en los demás» olvidándose de los «ciudadanos». «Respeto a los que hacen actos, todos los partidos hacen actos, con más o menos gente, pero sinceramente, en las urnas lo que quiero es liderar una nueva etapa política», ha remarcado.

Rivera ha tratado de minimizar el efecto que pueda tener Vox en las urnas ya que considera que hay «muchos más votantes liberales y proeuropeos» que de ultraderecha. «Los tiempos están cambiando y solo hay que decidir si cambian a mejor», ha zanjado.

 

Fotos