Dirigentes autonómicos de Podemos suscriben una «declaración de unidad»

El secretario general de la formación morada en Castilla-La Mancha, José García Molina./R.C.
El secretario general de la formación morada en Castilla-La Mancha, José García Molina. / R.C.

Hacen una llamada a la responsabilidad de Podemos para evitar el triunfo de la derecha

J.V. MUÑOZ-LACUNAToledo

Diez secretarios regionales de Podemos suscribieron este viernes la 'Declaración de Toledo' en una reunión mantenida en la capital castellano-manchega para abordar la crisis interna que este partido está viviendo. Una declaración que supone una llamada a la unidad «porque es lo que la gente de Podemos quiere y espera», según explicó al finalizar el encuentro el secretario general de la formación morada en Castilla-La Mancha, José García Molina.

«Es una declaración que llama a la unidad, a la alegría y a la responsabilidad para que sigamos construyendo un proyecto político que es esencial para este país», subrayó García Molina, para quien es necesario «abrir espacios de debate político y encarar el futuro desde la responsabilidad, la confianza, la coordinación y la negociación y no caer en el fuego cruzado, en declaraciones altisonantes que nuestra gente no entiende y en conflictos que a veces son innecesarios y se sobredimensionan».

Habrá más reuniones

El anfitrión de este encuentro aseguró que el líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha sido conocedor de la reunión en todo momento y que el mensaje de unidad que sale de la «Declaración de Toledo» es «para todo Podemos y no para nadie en particular». Los secretarios autonómicos asistentes a esta cita (Lander Martínez, del País Vasco; Óscar Urralburu, de Murcia; Daniel Ripa, de Asturias; Álvaro Jaén, de Extremadura; Kiko Garrido, de La Rioja; José García Molina, de Castilla-La Mancha; Antonio Estañ, de la Comunidad Valenciana; Nacho Escartín, de Aragón; Mae de la Concha, de Baleares y Noemí Santana, de Canarias) anunciaron que habrá más reuniones de este tipo en el futuro para preparar las elecciones autonómicas, municipales y europeas de mayo «en las que deberemos aportar la estrategia de futuro de Podemos», según subrayó Noemí Santana. Su homólogo castellano-manchego agregó que en estos comicios «nos jugamos mucho en un momento en el que la derecha más recalcitrante está volviendo a tomar posiciones y en el que hay que evitar volver a la España de blanco y negro y de tinte autoritario».

Crisis de Madrid

Preguntado por el enfrentamiento que vive Podemos en Madrid tras la decisión de Íñigo Errejón de concurrir a las elecciones autonómicas con Más Madrid, García Molina dijo no descartar que se retorne a un proyecto conjunto. «Soy optimista por naturaleza y, si hay ganas y voluntad, tiempo hay». En cuanto a la marcha de Ramón Espinar como líder madrileño de Podemos, García Molina afirmó sentirse «triste por una noticia dura». «Ahora toca solidarizarnos con él, respetar su decisión y lamentarla porque, además de compañero, es un buen amigo y me habría gustado que hubiera seguido», señaló.

Más información