Interior concede la semi-libertad a un etarra arrepentido de la 'Vía Nanclares'

Foto de archivo de Aitor Bores./R.C.
Foto de archivo de Aitor Bores. / R.C.

También acerca de Coruña a Asturias a otro preso sin delitos de sangre

Melchor Sáiz-Pardo
MELCHOR SÁIZ-PARDOMadrid

Instituciones Penitenciarias ha acordado clasificar en tercer grado (semi-libertad) al preso arrepentido de ETA, Aitor Bores Gutierrez. Bores, expulsado de ETA en 2010 por acogerse a medidas de reinserción de la llamada 'Vía Nanclares', se encuentra en la prisión de Álava, a la que, tras la progresión de grado, solo tendrá que acudir a dormir de lunes a viernes.

Detenido el 19 de marzo de 1998, fue condenado por el atentado contra la base militar de Araca (Álava) en mayo de 1997 y por constituir en 1996 el 'comando Araba'.

Bores ingresó en prisión el 24 de marzo de 1998 y cumple una condena de 30 años por atentados, robos, depósito de armas, asesinatos y banda armada.

Interior, que recuerda que cumplió las tres cuartas partes de su condena en mayo de 2013, afirma que el recluso «se ha desvinculado de ETA y ha rechazado la actividad delictiva, ha pedido perdón a las víctimas, paga la responsabilidad civil y colabora con las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para el esclarecimiento de delitos».

Apoyo a la banda

Por otro lado, Interior también ha informado hoy que acerca de la cárcel gallega de Texeiro a Asturias a Jesús María Gómez Ezquerro, 'Txutxo'. Gómez, sin delitos de sangre, ingresó en prisión el 5 de enero de 2001 y cumple una condena de 25 años por terrorismo, atentados y colaboración con banda armada por su participación en los grupos de apoyo a la banda armada en Navarra.

La Junta de Tratamiento de la prisión de A Coruña propuso en septiembre su traslado a un centro próximo a su vinculación familiar. El etarra, que no se ha desvinculado de la banda, cumplirá las tres cuartas partes de la condena en abril de 2019.

Más información

 

Fotos