BMW X7, casi a punto

BMW X7, casi a punto

El nuevo todoterreno realiza la última sesión de pruebas antes de su llegada al mercado

Los ingenieros de BMW están ultimando las pruebas del nuevo X7 antes de su llegada al mercado a finales de año. Las unidades camufladas, tras los tests realizados en invierno sobre nieve y hielo, han continuado su programa de pruebas de resistencia en el desierto y grava bajo el sol de Sudáfrica y sobre el congestionado tráfico urbano.

El modelo, con una notoria presencia, representa el mayor tamaño del segmento más exclusivo de la marca. BMW anuncia un enorme espacio interior y una conducción sofisticada gracias a la tecnología de la suspensión que combina capacidad todoterreno y comportamiento en carretera.

El nuevo X7 se produce en la fábrica de Spartanburg (EE.UU.), en la misma línea de montaje que los X5 y X6. Un equipo especialmente entrenado realiza el proceso de producción en serie para los nuevos modelos y forma a los empleados para la futura fabricación del coche.

Los modelos de preproducción construidos en la planta de Spartanburg son utilizados por los especialistas del departamento de desarrollo, necesarios para la homologación, registro y las pruebas diversas. BMW fabrica modelos de la familia X, con cifras récord de producción de más de 411.000 unidades en 2016.

Spartanburg es actualmente la planta más grande del Grupo BMW en todo el mundo. Con una capacidad de producción anual de 450.000 unidades, el 70 % de los vehículos se exportan a 140 países en todo el mundo. Y según el Ministerio de Comercio, BMW es el mayor exportador de vehículos en Estados Unidos.

Con una plantilla superior a los 9.000 trabajadores, la planta crecerá en 2021 con otros 1.000 puestos de trabajo. Cada día, 1.400 X3, X4, X5 y X6 salen de la línea de montaje; una quinta serie, el X7, ya está lista para su próxima comercialización.

Contenido Patrocinado

Fotos