El CEL pone en debate el futuro de León con el aeropuerto, las nuevas tecnologías y el consenso como claves

Debate del Círculo Empresarial Leonés. / Sandra Santos

El Círculo Empresarial Leonés celebra su 20 aniversario con más de un millar de empresas asociadas y potenciando las pymes como garantía de futuro económico y social de la provincia

RUBÉN FARIÑASLeón

El Círculo Empresarial Leonés celebra su 20 aniversario y lo ha iniciado con un debate donde el sector ha expuesto los principales problemas y los retos de futuro de la provincia.

Cuatro de sus socios más importantes han dado su visión de la situación que atraviesa León, y el presidente del CEL ha incidido en un modelo de futuro basado en las pymes, que representan el 95% del tejido empresarial.

«En León hay 31.000 empresas dadas de alta y 30.000 personas paradas. Si cada empresa diera de alta a un trabajador no habría paro, y muchas veces nos centramos en que vengan grandes empresas pero antes deben crecer las nuestras», ha afirmado Julio César Álvarez, quien insistía en ser «embajadores fuera de León» y apostar por las exportaciones desde esta provincia.

Retos para crecer

Los 'círculos de oro' han presentado su modelo y debatido algunas de las necesidades que tiene el empresariado leonés, qué necesitan para crecer y para poder ser eficientes.

María del Mar Casas -Círculo de Oro 2016- ha pedido reducir las trabas administrativas para dar facilidades a la creación de nuevas marcas y la mejora de las existentes. Por su parte, Manuel Rilo -Círculo de Oro 2018- cree que la clave pasa por el consenso. «No es un problema de un partido político, es algo conjunto porque para tirar hacia adelante en la provincia hay que ponerse de acuerdo». El empresario considera que se conoce el enunciado, envejecimiento y despoblación, del problema en León y ahora se debe mirar al futuro para buscar un acuerdo y poner la solución.

Margarita Serna, de Unicaja Banco, interviene en las fotos de arriba y abajo izquierda; a la derecha, el público.

Los cuatro ponentes han agradecido que por primera vez sean los empresarios los que debatan, y no los políticos, sobre temas que les incumben a ellos.

Peticiones a los políticos

Además, han pedido a la administración que aproveche el ecosistema que tiene León para crecer. Tomás Castro -Círculo de Oro 2011- recuerda que, en un mundo global, donde las tecnologías no tienen límite, es tan importante la comunicación virtual como las terrestres. «Con esas posibilidades y un espacio digital, León puede sorprender como una región que destaque sobre otros». Más concreto ha sido José Ángel Crego -Círculo de Oro 2013- que insistía en activar «de una santa vez» el Aeropuerto de León: «Tenemos la Universidad de León con titulaciones adecuadas, la base aérea, la escuela de pilotos, el aeropuerto... lo tenemos todo».

El CEL celebra así sus 20 años como asociación empresarial, en los que ha crecido en fuerza y número de socios y en los que ha conseguido aglutinar a más de un millar de asociados. Esto es un paso de gigante del Círculo Empresarial Leonés que espera que sus frutos repercutan en la economía y la sociedad leonesa.